El segundo Ciclo de Conciertos Didácticos se abre al jazz

La iniciativa, impulsada por la Fundación Musical de Málaga se traslada a la Caja Blanca, por la que pasarán más de 1.500 escolares

A. J. L.MÁLAGA.

Cuando se habla de autores de música clásica, a menudo viene a la cabeza la imagen de un señor de peluca blanca, levita dorada y señorial impostura. Nada del bigotito de Lester Young, de la mirada pícara de Henry Manzini o de la sonrisa interminable de Louis Prima. Aunque el jazz sea la más moderna de las músicas clásicas. Y así lo reivindican los responsables de la segunda edición del Ciclo de Conciertos Didácticos, que acercarán estos ritmos al público joven.

Más de 1.500 escolares de entre 10 y 16 años pasarán por los recitales organizados por la Fundación Musical de Málaga, que promueve esta iniciativa. Un evento que en esta ocasión se muda hasta la Caja Blanca (dependiente del Área de Juventud del Ayuntamiento de la capital), después de presentarse el año pasado en el Conservatorio Superior de Música.

«Queremos hacer más fácil la comprensión de la música, así como el interés de los más jóvenes por ella», sostuvo ayer el presidente de la Fundación Musical de Málaga, Manuel Sánchez Benedito, quien recordó que el programa del ciclo ofrece diversas propuestas musicales «separadas por unos 300 años de distancia».

Así, el segundo Ciclo de Conciertos Didácticos se celebrará entre el 17 y el 20 de mayo con un repertorio en el que conviven la música del Barroco con el jazz. El responsable de la elaboración del cartel, Luis Naranjo, explicó que el encuentro se abrirá con 'El presidiario' un espectáculo «a medio camino entre la zarzuela y la ópera» a cargo del grupo Teatro del Arte.

Eso será los dos primeros días, para el miércoles 19 está prevista la actuación de la Insostenible Big Band, la formación malagueña que pondrá la nota de jazz al ciclo. El evento tendrá como cierre un concierto didáctico a cargo del Quinteto de Metales Brasstime.