El modelo de gestión frena la apertura del Museo Revello de Toro

El Ayuntamiento plantea que lo explote una empresa privada, pero el artista defiende que el Consistorio se haga cargo del centro, ya terminado

ANTONIO JAVIER LÓPEZ AJLOPEZ@DIARIOSUR.ESMÁLAGA.
Félix Revello de Toro visitó el pasado mes de julio la sede del museo que llevará su nombre. ::
                             SUR/
Félix Revello de Toro visitó el pasado mes de julio la sede del museo que llevará su nombre. :: SUR

La secuencia suele acontecer a la inversa. Primero, los promotores llegan a un acuerdo sobre el contenido, luego debaten cómo organizar su funcionamiento, más tarde se ponen en marcha los presupuestos y las máquinas y, al final, llega la inauguración. En el caso del Museo Revello de Toro, el orden ha sufrido una leve alteración. Porque el edificio está terminado, el catálogo de obras lleva tiempo concretado; pero el recinto no abre sus puertas. La razón hay que buscarla en las negociaciones entre el Ayuntamiento de Málaga y los representantes del artista sobre cómo se va gestionar el centro, cuya inauguración estaba anunciada para finales del año pasado.

Tanto el Ayuntamiento como los representantes del pintor coinciden en que las conversaciones se desarrollan en un clima de «máximo entendimiento», aunque los planteamientos, por ahora, resultan alejados. De una parte, el gobierno municipal ha puesto sobre la mesa la opción de que una empresa privada se haga cargo del equipamiento a través de un concurso público. Sin embargo, el propio pintor defiende que debe ser el Consistorio malagueño el que gestione el museo.

Desde su residencia de Barcelona, Félix Revello de Toro aclara que tiene «óptimas impresiones» sobre el proceso de negociación abierto con el Ayuntamiento y confía en que habrá «consenso por ambas partes». El artista malagueño recuerda: «Nunca se planteó la gestión privada. Los museos estatales y provinciales son del Estado. Esos se rigen no por empresas, si no por las instituciones».

Para los malagueños

En este sentido, Revello de Toro argumenta: «Siempre se pensó que (el museo) fuera público, no podría ser de otro modo. Debe ser el propio Ayuntamiento el que asuma la gestión. Le di mis cuadros a la ciudad de Málaga, no a una empresa privada. Es el propio Ayuntamiento el que recibe la obra y el que debe gestionarla para que llegue a todos los malagueños».

El planteamiento del artista difiere de la propuesta municipal. El delegado municipal de Cultura, Miguel Briones, afirma que el Ayuntamiento estudia la posibilidad de aplicar en el Museo Revello de Toro un modelo análogo al desarrollado en el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga (CAC Málaga). «El museo será municipal, eso nunca se ha puesto en duda, pero se ha planteado la fórmula de que la gestión se saque a concurso público para que la acometa una empresa privada», apostilla Briones.

Como telón de fondo de estas negociaciones surge la delicada situación presupuestaria que atraviesan todos los ayuntamiento del país y las actuales restricciones presupuestarias marcadas por la incertidumbre económica. Y así, se da la circunstancia de que el Museo Revello de Toro aguarda su inauguración con todo listo. O casi.

Por tener, el centro tiene hasta la licencia de apertura, concedida el pasado 5 de febrero, según consta en la documentación municipal a la que ha tenido acceso este periódico. El mismo informe concreta hasta qué punto esta terminada la rehabilitación del inmueble de la calle Afligidos donde se ubicará el museo.

Todo listo en el edificio

El documento da por terminadas las instalaciones del Memorial Pedro de Mena, donde se proyectará un audiovisual sobre el escultor, en cuyo antiguo taller se asienta el Museo Revello de Toro. El informe también fija la dotación de dos equipos informáticos para esta sala y detalla la compra del mobiliario interior para la recepción y las zonas de descanso y lectura. Además, ya se han instalado los paneles explicativos sobre Pedro de Mena, Revello de Toro y la propia Casa Taller que albergará la nueva institución.

En este sentido, conviene recordar que el Museo Revello de Toro tiene su origen en la donación de 144 obras realizada por el artista a la ciudad de Málaga hace casi cinco años. Entonces se puso en marcha el proyecto, en el que el Ayuntamiento ha invertido hasta la fecha más de tres millones de euros.

El pasado mes de julio, Félix Revello de Toro y el alcalde Francisco de la Torre visitaron las obras de rehabilitación del edificio y anunciaron la apertura para el otoño. Desde entonces, el plazo se ha ido posponiendo.