El Meliá Costa del Sol encara la recta final de una renovación integral de 20 millones

Sevillano, Díaz, Ortiz y Franco, en la nueva terraza del Meliá Costa del Sol, que se inauguró en la noche del pasado jueves. /
Sevillano, Díaz, Ortiz y Franco, en la nueva terraza del Meliá Costa del Sol, que se inauguró en la noche del pasado jueves.

Inaugura una terraza de 1.200 metros, con la que completa la transformación de una de las torres, con fachada incluida, que conforman el establecimiento

Pilar Martínez
PILAR MARTÍNEZMálaga

Como si de la cubierta de un crucero se tratara, la hasta hace unos meses azotea del Meliá Costa del Sol se ha transformado en una espectacular terraza de 1.200 metros cuadrados, con piscina, servicio de restauración y música en vivo con la que este hotel completa la renovación integral, incluida la fachada, de una de las dos torres que conforman el establecimiento. El director del hotel, Carlos Franco, elevó a 3,5 millones de euros la inversión realizada en la nueva imagen exterior de dicha torre y en la terraza que en la noche del pasado jueves fue inaugurada por la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz; la asistencia del alcalde de Torremolinos, José Ortiz; del consejero delegado de Turismo Andaluz, Cristóbal Fernández, y de un nutrido volumen de profesionales del sector turístico de la Costa del Sol. Tras este estreno, este emblemático hotel encarará el próximo mes de noviembre la última de las actuaciones previstas para su reinvención, en la que la cadena Meliá ha desembolsado unos veinte millones de euros. La renovación de la fachada de la segunda torre y la creación de otra terraza, en esta ocasión sólo para los clientes más exclusivos que se hospedan en las 40 habitaciones Level, completarán la reforma integral de un establecimiento que abrió en 1976.

Esta fuerte apuesta por el Meliá Costa del Sol ha permitido desde 2010 el cambio total de las 540 habitaciones de este cuatro estrellas ubicado en primera línea de playa de Torremolinos. Pero además, ha supuesto la creación de un centro de convenciones de 1.300 metros cuadrados y capacidad para 600 personas, con un coste de tres millones de euros con el que este establecimientos se ha posicionado en el segmento de turismo de reuniones. También acometió la reforma integral del centro de talasoterapia, la ampliación de los gimnasios, de las zonas de ocio (hall, bares, piscina y solárium), la introducción del mencionado concepto The Level Lounge y la reconversión de la cafetería La Proa en un restaurante.

Franco destacó en su intervención, en la inauguración de la terraza del hotel, el esfuerzo realizado por la cadena con el que «se contribuye a avanzar hacia un Torremolinos más moderno». En este sentido, Gonzalo Sevillano, presidente de la Comunidad del Hotel, consideró que la apertura de esta terraza «es un sueño cumplido», a lo que el alcalde de Torremolinos apostilló que «el mismo diseño de esta nueva oferta recuerda a la punta de lanza de la gran revolución a la que va a asistir Torremolinos en los próximos años». La presidenta de la Junta cerró el acto destacando la fortaleza emprendedora del sector y advirtiendo que el turismo encara un nuevo ciclo que «abre nuevas oportunidades y que hay que aprovechar».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos