La Junta quiere crear en la Costa del Sol el 'Silicon Valley' del turismo de Andalucía

Marín, esta mañana en Lidera Málaga. / Salvador Salas

Marín anuncia que invertirá 650.000 euros en este 'hub' internacional de tecnología aplicada al sector turístico

Pilar Martínez
PILAR MARTÍNEZMálaga

Crear en la Costa del Sol el 'Silicon Valley' del turismo de Andalucía. Este es el proyecto que acaba de anunciar el vicepresidente y consejero de Turismo, Justicia, Regeneración y Administración Local, Juan Marín, en el Foro Lidera, que organiza SUR, la Diputación y AC Málaga Palacio. Una iniciativa con la que pretende poner en el mundo a la región, a la provincia y a cada rincón de la Comunidad y hacerlo de la mano de la tecnología aplicada al turismo, de forma que esta industria, que pivota la economía andaluza y la creación de empleo, disponga de más y mejor información que permita ir por delante de la demanda, atraer empresas de innovación y apostar por las ideas locales que, con el asesoramiento del Andalucía Lab, pueden multiplicar sus aspiraciones. «Hemos activado el primer 'hub' internacional de turismo y tecnología, que vamos a poner en marcha en Andalucía Lab y con el que queremos generar una comunidad internacional de profesionales, expertos, empresas y especialistas en tecnología para que Andalucía sea capaz de liderar su futuro y el del sector», ha explicado, para destacar que vamos aser pioneros en este asunto en turismo.

Marín ha cifrado en 650.000 euros la inversión que se va a realizar para que en el plazo de tres años y medio esta iniciativa esté funcionando al cien por cien. Señala un desarrollo en cuatro fases. La primera, ya en marcha, y una segunda que se prolongará durante dos años para generar ese ecosistema favorable que se necesita para captar empresas e ideas innovadoras que desde Andalucía Lab pueda ayudar a multiplicar las posibilidades de éxito. El vicepresidente ha remarcado que este proyecto redundará en el sector turístico en «una apuesta por la economía digital, el marketing digital y la atraccion a Málaga de empresas de tecnología que nos permitirán nutrirnos de información para desarrollar proyectos innovadores que van a dar valor añadido al turismo. Nos abre puertas y ventanas al mundo, que no estábamos aprovechando y que hay que activar. Hoy tenemos datos que hace cien días no podíanos acceder a ello y en estos tiempos la información es clave», ha apuntado.

Presentado por el presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, que destacó su carácter tranquilo y su capacidad conciliadora, el vicepresidente de la Junta tendió la mano al sector y a las distintas administraciones para poner «las luces largas» en los objetivos y en la planificación turística. «Utilicenme», ha dicho en varias ocasiones durante una exposición en la que ha destacado la necesidad de dar un salto más allá de los buenos resultados que aporta esta industria, que calificó de «sector estratégico» y en la que puso en valor el peso y la experiencia de la Costa del Sol.

Más

En un foro, que abrió el director de SUR, Manuel Castillo, que también fue el encargado de cerrar el acto con un turno de preguntas de los asistentes en un salón del AC Málaga Palacio que se quedó pequeño, Marín ha avanzado que las expectativas permiten pensar en que este año se logrará alcanzar los 31,5 millones de turistas, un 3% más. «Son datos magníficos, pero no nos podemos quedar ahí, porque estaríamos cometiendo un gran error. Tenemos que emplear nuevas herramientas para poner en valor la Comunidad», ha declarado, retormando el proyecto del 'hub' internacional y detallar las cuatro fases en las que se llevará a cabo para que esté a pleno rendimiento antes de que finalice la legislatura. «En junio será la primera con una trayectoria de tres años y con recursos económicos de 300.000 euros para proyectar esta iniciativa en el conjunto de la comunidad internacional. Una segunda fase, en paralelo, y una tercera para terminar el proyecto en dos años alojando ya empresas en la misma. Son hechos, no proyectos. El objetivo es que al final de esta legislatura esté plenamente rodada», ha precisado, para insistir en la necesidad de hacer una apuesta por la información para conocer los mercados y saber de las necesidades de los clientes. «En este sentido, creo que vamos por el buen camino. Necesitamos un turismo proactivo, una administración y un sector proactivo para no ir a remolque de lo que nos demandan, sino que hay que ir por delante», ha asegurado.

En línea con el poder de los datos, y ante un aforo en el que se dieron cita también el consejero de Presidencia, Elías Bendodo, y el de Educación y Deporte, Javier Imbroda, el vicepresidente de la Junta dio a conocer los primeros datos que se tienen en Andalucía sobre los usuarios de las viviendas turísticas, que cifró en 4,4 millones, con una estancia de diez dias, casi el doble que en los hoteles, pero con un gasto medio diario inferior, en unos 60 euros, y con un marcado acento español. Sobre esta forma de alojamiento, en varias ocasiones hizo mención a la necesidad de que las administraciones sean capaces de poner marcha una regulación nacional del alquiler vacacional para que no haya diferentes normas en cada región y en cada municipio.

Ante el nutrido grupo de empresarios y responsables de las distintas patronales turísticas, Marín ha avanzado que el sector tendrá «un gran verano y un buen otoño», consolidando esta industria como la que aporta el 14% del Producto Interior Bruto y el 13% del empleo. Para avanzar en estas cifras, ha apuntado varios proyectos para dar mayor dimensión a la región. Además de los ya anunciados como la celebración del V centenario de la primera vuelta al mundo o del centenario del primer certamen flamenco, ha afirmado que está en condiciones de anunciar que la Costa acogerá la Ryder Cup femenina en la Costa del Sol y adelantar que aspiran a meterse en la Fórmula 1. «Estamos muy avanzado en ello y queremos entrar aquí porque favorece atraer a un turista con más capacidad de gasto y con una mayor proyección de Andalucía en el mundo», ha dicho.

Marín también mencionó la necesidad de mejorar en la conectividad aérea, comprometiéndose a trabajar para conseguir que la única conexión de Málaga con EE UU, concretamente con Nueva York, deje de ser sólo en temporada de verano.

Autoridades asistentes al foro. / Salvador Salas

Ya en el turno de preguntas, puso plazos a una de las necesidades prioritarias de los hoteleros: el decreto de clasificación hotelera, del que aportó como novedad que incluirá la regulación para los cinco estrellas y de gran lujo, que en la actualidad no cuentan con una norma vigente pese a los numerosos proyectos en marcha. Marín confía en que el borrador esté listo el próximo mes y que se pueda alcanzar un acuerdo tras el verano. En esta misma ronda de preguntas, ha apuntado que Educación ya trabaja en medidas que aumentarán la formación dual con cursos vinculados al turismo que contribuirán a paliar los problemas de los empresarios para encontrar profesionales cualificados. También en esta última parte del foro hizo mención a los beneficios que reporta la bajada de impuestos del nuevo Gobierno andaluz para evitar el fuerte tirón que está teniendo Portugal en el turismo residencial.

El vicepresidente terminó su intervención recalcando que «los datos son buenos y el turismo goza de buena salud gracias a la apuesta de los empresarios. Vamos a consolidar la creación de empleo. Apostamos por un turismo que sea una industria de calidad, generador de riqueza y de proyección en el mundo con este primer 'hub' internacional de tecnología con sede en Marbella. El reto es que Andalucía cada vez se parezca más a los andaluces. Hemos ido a remolque de lo que el sector demanda y creo que el nuevo Gobierno quiere estar a la altura de ustedes, de los que crean empleo y riqueza. Permitánme serles útiles, que sea un compañero más en la tarea de hacer de Andalucía la tierra que deseamos para nuestros hijos».