Principio de acuerdo en hostelería que pone fin a la amenaza de huelga

La comisión negociadora, tras el acuerdo alcanzado./
La comisión negociadora, tras el acuerdo alcanzado.

Empresarios y sindicatos logran aunar posturas sobre el punto de la externalización de trabajadores de hoteles, que provocó la ruptura de un preacuerdo el viernes

Pilar Martínez
PILAR MARTÍNEZMálaga

El turismo de la Costa del Sol despeja su futuro más inmediato tras alcanzar, tras más de ocho horas de negociación, un principio de acuerdo en el convenio de hostelería los sindicatos UGT y CC OO y los empresarios hosteleros, agrupados en Mahos, y los hoteleros, en Aehcos, que pone fin a la amenaza de huelga en plena temporada alta.

Ya de madrugada se logró superar el escollo que provocó, el pasado viernes, la ruptura de las negociaciones, pese a que durante el día se había alcanzado un principio de acuerdo. Por fin ayer se consiguió redactar, de forma que convenció a todas las partes, el punto relativo a la externalización de los servicios de camareras de piso, camareros de restauración, cocineros y recepcionistas de hoteles, que a partir de ahora seguirán rigiéndose por el convenio del sector hostelero aunque se acuerde con otra empresa la prestación de estos trabajos, según las centrales sindicales. Para ello fue necesario toda una jornada de debate. Primero, a solas los hoteleros, durante la mañana, para darle una vuelta al asunto que impedía el acuerdo, y, desde las cinco de la tarde, con todas las partes en la sede Mahos y con la espada de Damocles de convocar huelga en plena temporada alta hoy de no aunar posturas.

La inclusión del punto sobre las nuevas condiciones en las externalizaciones de los oficios que suponen el 85% de las plantillas de los hoteles, con el que se blinda a estos empleados y se pasa página al conflicto de las conocidas como 'Kellys', supone un hito y hará de este convenio una referencia en toda España. Además, se garantiza la paz social en los próximos cinco años, periodo de duración del mismo, algo que es la primera vez que ocurre dado que hasta ahora se han suscrito por un máximo de tres ejercicios. En este quinquenio los empleados se beneficiarán de una subida salarial de un 13%.

Los responsables de CC OO y de UGT, Lola Villalba y Sergio de Oses, respectivamente, hicieron hincapié en el esfuerzo realizado para conseguir cerrar el preacuerdo alcanzado, que además incluye un plan de formación de los empleados para mejorar su cualificación profesional además de otra serie de mejoras sociales demandadas.

El responsable de la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), Luis Callejón Suñé, destacó que ha sido una jornada dura, en la que la redacción del principio de acuerdo fue lenta, pero con el que se ha conseguido limar las asperezas y acabar con los flecos que impedían el acuerdo.

El presidente de los hosteleros, agrupados en Mahos, Javier Frutos, se congratuló de que el acuerdo haya sido posible por todas las partes implicadas, diluyendo la amenaza de huelga en plena temporada alta. La negociación del convenio más importante de la provincia, del que dependen las condiciones laborales de 80.000 empleados, ha sido especialmente tensa en las trece reuniones y un 'viernes negro' que han sido necesarios para alcanzar el consenso. De hecho, incluso, la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, realizó ayer en el Foro SUR un llamamiento a las partes «a hacer un último esfuerzo para que este mismo lunes se llegue a un acuerdo definitivo en el sector de la hostelería que nos dé seguridad para los próximos cinco años y que lleve a lo que va a ser un convenio de referencia en España».

Díaz estaba convencida de que se evitará la huelga en el sector. «Sé que hay voluntad, somos conscientes de lo que nos estamos jugando y vamos a dar ejemplo con un convenio que va a ser una referencia», declaró. Además, hizo referencia a los planes de la Junta de Andalucía para ayudar a dar estabilidad en el empleo. «Me consta que hay muchos empresarios que quieren trabajar para que esa recuperación económica no haya nada que la ponga en cuestión, hagamos un esfuerzo y traslademos ese mensaje», apeló a las partes. La presidenta defendió la reivindicación de las camareras de piso de estar protegidas por el convenio de hostelería aunque el establecimiento externalice este servicio. Precisamente, el escollo que tumbó a última hora de viernes el preacuerdo alcanzado.

La primera valoración desde CC OO de los contenidos del convenio es positiva, «ya que se mantienen los derechos sociales de los últimos 40 años de negociación colectiva democrática que los empresarios querían recortar», apuntan desde el sindicato. CC OO valora igualmente el avance en cuanto a la externalización de los servicios ya que se aplicará en su integridad el convenio de Hostelería con la responsabilidad solidaria de las empresas principales «y no el de empresas Multiservicios que empeoran las condiciones sociales y económicas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos