Veinte muertos en una operación para liberar a un francés en Somalia

Durante la fallida misión han perdido la vida el agente secuestrado en Mogadiscio desde julio de 2009, dos soldados galos y 17 terroristas

AGENCIASPARÍS
Denis Allex, secuestrado en Somalia por islamistas desde julio de 2009. / Afp | Atlas/
Denis Allex, secuestrado en Somalia por islamistas desde julio de 2009. / Afp | Atlas

El presidente de Francia, François Hollande, ha señalado que el francés Denis Allex, secuestrado en Somalia desde julio de 2009, ha sido "sin duda" asesinado por sus secuestradores.

Su mensaje desde el Palacio del Elíseo, sede de la Presidencia, se produce después de que el grupo islamista somalí Al Shabab asegurara hoy que ese ciudadano sigue bajo su custodia y que esa organización decidirá en los próximos dos días sobre su destino.

Hollande ha explicado que "hace ya varios días" tomó la decisión de intervenir para liberar a Allex y ha lamentado que, "pese al sacrificio" de dos soldados franceses, esa operación emprendida anoche haya acabado "sin duda, con el asesinato de nuestro rehén". Pese a ese desenlace, el jefe del Estado ha apuntado que la intervención "confirma la determinación de Francia de no ceder al chantaje de los terroristas".

Los integristas de Al Shabab han cailficado la operación de las fuerzas francesas de "torpe intento de rescate". "Después de un enfrentamiento feroz, logramos repeler el ataque de las fuerzas francesas que participaron en la operación, que inevitablemente estaba condenada al fracaso", han manifestado los rebeldes.

La declaración del presidente francés se ha producido tras un consejo de Defensa sobre la evolución de la situación en Somalia y en Malí que ha reunido, entre otros, a los titulares de Exteriores, Laurent Fabius; Defensa, Jean-Yves Le Drian, e Interior, Manuel Valls. En ese mensaje, televisado y que no se ha alargado más de cuatro minutos, Hollande ha resaltado que comparte el dolor de las familias de los fallecidos y les ha presentado su pésame en nombre de todo el país.

La amenaza de los integristas

Durante la fallida operación para liberar al rehén han perdido la vida dos soldados franceses y 17 "terroristas", según ha precisado el ministerio de Defensa galo. Allex, agente de la DGSE, había sido secuestrado en Mogadiscio cuando efectuaba "una misión oficial de asistencia" al Gobierno somalí de transición, ha recordado el Ministerio. Los integristas de Al Shabab han asegurado que tienen en su poder "a un soldado francés herido" en la operación y han añadido que los comandos franceses se llevaron consigo "varios" compañeros muertos o heridos en los combates, en un comunicado enviado a AFP en Nairobi.

Los islamistas somalíes también han amenazado a Francia con infligirle "amargas consecuencias". "A fin de cuentas, serán los ciudadanos franceses quienes sufrirán inevitablemente las amargas consecuencias de la actitud inconsecuente de su Gobierno ante los rehenes", han advertido los islamistas.

Somalia vive en un estado de caos y de guerra civil desde que fue derrocado el presidente Siad Barre en 1991.