'La sonnambula' recupera la esencia de la ópera de Bellini

El espectáculo se escenificará en el Teatro Cervantes con los mismos telones con los que se estrenó hace casi dos siglos La pieza supuso el renacimiento del romanticismo y el bel canto

CARMEN PÉREZMÁLAGA
ÓPERA. Ensayos de la obra, ayer en el Cervantes. / CARLOS MORET/
ÓPERA. Ensayos de la obra, ayer en el Cervantes. / CARLOS MORET

El 6 de marzo de 1831 se estrenaba en Milán la ópera 'La sonnambula', una de las obras maestras de Vicenzo Bellini. Tras innumerables representaciones y casi dos siglos después de su estreno, el Teatro Cervantes acogerá una de las versiones más fieles de esta partitura del bel canto, recuperando así la esencia y las intenciones originales del maestro italiano. No sólo las pretensiones de Bellini se recuperarán, también la estética. Así, los telones con los que se representará la ópera serán los mismos con los que se estrenó hace ya casi dos centurias. La iluminación, el vestuario, el maquillaje... «todo respeta las intenciones de Bellini», señaló ayer el director de escena de este montaje, Alexander Herold.

'La sonnambula' es la primera de las tres óperas que compuso Bellini, supone el renacimiento del romanticismo y el bel canto es el eje de la obra. Esta obra se basa en un libreto de ballet de Eugene Scribe. «Nadie ha escrito melodías tan hermosas como las de Bellini. Para los intérpretes esta partitura es toda una joya», destacó la soprano Maureen O'Flynn. «Este montaje es todo un reto porque es de estricto bel canto. Hay que comunicar con la melodía más allá de la palabra», apuntó el director de escena.

La trama de esta ópera, lejos de las grandes tensiones dramáticas, se decanta por un tema pastoral e idílico. La protagonista, Anima, es sonámbula, lo que le sirve de excusa al ser sorprendida de noche en la cama del Conde Rodolfo, que explica este trastorno del sueño a unos campesinos que jamás han oído hablar del sonambulismo. La Orquesta Filarmónica de Málaga y El Coro de Ópera de Málaga interpretarán las melodías, mientras que los solistas, la mayoría españoles, serán Sandra Pastrana, Xavier Mendoza, Maureen O'Flynn, Mireia Pintó, Alejandro Roy y Felipe Bou. En la dirección musical estará Marcello Panni, que señaló que la orquestación de la ópera «es simple, pero eficaz». No se trata de una producción radical ni moderna, «más bien tradicional, clásica», advirtió Herold.

La ópera se representará mañana y el domingo en el Teatro Cervantes, convirtiéndose en el penúltimo espectáculo de la programación de la Temporada Lírica del coliseo malagueño.

Fotos

Vídeos