El Málaga B encara su regreso a Segunda B con juventud y sin efectivos en la izquierda

Sólo dispone del juvenil sin ficha Javi Fernández para la demarcación de extremo zurdo, y José Mari, Saúl y Perico estarán a caballo con la primera plantilla Debuta mañana en Villanueva con las bajas de Senel y León y la duda de Juanma

PEDRO LUIS ALONSOMÁLAGA
FORMACIÓN. El once del Málaga B que se midió al Antequera hace sólo unos días. / ÁNGEL GUERRERO/
FORMACIÓN. El once del Málaga B que se midió al Antequera hace sólo unos días. / ÁNGEL GUERRERO

Un exceso de juventud, una plantilla descompensada y un nuevo proyecto deportivo, en el que apenas sobreviven algunos de los protagonistas de la última temporada, como los porteros Manolo y Nauzet, el lateral Luija, los volantes Marchiori y Borja y el punta Ador. El Málaga B se adentra en el terreno de lo desconocido, con Mario Husillos como entrenador y un doble objetivo: formar jugadores y mantenerse en el grupo IV de Segunda B.

«Estoy convencido de que hay futbolistas muy interesantes y de que van a mejorar», manifestó el argentino en relación a la proyección deportiva de los suyos. Sobre la segunda cuestión, no hacer méritos para irse a Tercera, fue más escéptico: «Habrá que pelear muchísimo por el objetivo de seguir en la categoría. Hay puestos en los que tenemos muy pocos efectivos». Y es que su plantilla apenas dispone de jugadores capaces de penetrar por las bandas y dar amplitud al juego. Las excepciones son Dopico, en la derecha, y el juvenil Javi Fernández, en la izquierda. Tanto es así que Husillos ha recurrido a Zubillaga, Borja y Gascón, éste zurdo, en los costados.

El último problema es el de Senel, que aún no ha recibido el 'transfer' del Deportivo al exigir ahora un montante por su marcha. El delantero, que ya ha debutado en Primera División, es una de las figuras del equipo, como ha quedado acreditado este verano.

En dos equipos

Él y Ador son las grandes esperanzas realizadoras. Éste último podría entrar en cualquier momento en la órbita del primer equipo, como sucede con el lateral zurdo José Mari, el extremo derecho Saúl y el medio punta Perico, que se entrenarán con Marcos Alonso, pero tienen ficha entre las veintidós del filial. Por ello otros juveniles como Kiko y el habilidoso Popo, una de las gratas sorpresas de la pretemporada, pueden estar a las órdenes de Husillos más de lo previsto a pesar de no estar inscritos.

«No es lo mismo tener a un juvenil o dos, que a cinco o seis. Preveo una primera parte de campeonato difícil», añade Husillos, consciente de que su equipo ha de saber adaptarse al patrón de juego predominante en Segunda B -«balones largos, segundas acciones,...». En este sentido, el debut en Villanueva (Córdoba), el domingo a las 19.30 horas, puede ser una buena muestra. «Tienen cinco o seis futbolistas de más de 1,85 metros y un especialista en poner centros», avisa el técnico. «Además, tendremos dificultades para jugar por bajo y un campo estrecho, con el público encima». Para esta cita son baja Senel y Federico León, éste con un problema en el tobillo. Juanma (central o medio centro), con molestias en el hombro, viajará.

Durante la pretemporada, el Málaga B apenas ha tenido contrincantes de su nivel, más allá del primero, el Ceuta, que será uno de sus rivales en la Liga. El resto fueron visitas a equipos de Tercera o inferiores. El nivel ofensivo no preocupa tanto al técnico como la falta de profundidad por las alas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos