La Rioja confirma que una partida de aceite de Lucena vendido como de oliva está adulterada

Los análisis del aceite inmovilizado en La Rioja, correspondiente a una red de Lucena (Córdoba) que presuntamente distribuía aceite de girasol con aditivos como si fuera de oliva, certifican que se trata de una partida fraudulenta, según informó ayer la Consejería de Agricultura del Gobierno riojano. Inspección de Fraudes de La Rioja remitirá las actas de los análisis a la Junta de Andalucía. La Consejería recordó que la Inspección de Fraudes detectó a finales de abril en un almacén de La Rioja 21.000 litros de aceite elaborado por la empresa 'La Alcubilla Aceitera, S.L.', de Lucena (Córdoba), y distribuida por la empresa 'Comercial Aceitera y Distribución Santa Clara, S.L.', de Espejo (Córdoba), bajo la marca 'La Cantarilla'. Los resultados de esos análisis concluyen que la composición de ninguno de los cuatro tipos de aceite detectados (Oliva virgen extra, Oliva sabor intenso, Oliva sabor suave y Aceite de orujo) se adecua a la que refleja el etiquetado. / EFE