Yagüe reaparece y dice que Marbella es la ciudad más segura de España

Asegura que en Málaga o Fuengirola no se puede salir por la noche, «y eso en Marbella no pasa» Reconoce que ha estado de vacaciones en la República Dominicana durante toda la crisis

HÉCTOR BARBOTTAMARBELLA
Yagüe reaparece y dice que Marbella es la ciudad más segura de España

El secreto a voces ha dejado de ser secreto. La alcaldesa de Marbella, Marisol Yagüe, ha reaparecido tras sus vacaciones en el Caribe para dar su apoyo a la Policía Local y declamar que Marbella es la ciudad más segura de España. Lo hizo ayer -nueve días después de que el vecino de nacionalidad belga Lieven de Wilde perdiera la vida mientras era detenido por la Policía Local- para asegurar que en el momento en que se produjo el suceso estaba volando en dirección a la República Dominicana, y que una vez informada del incidente decidió permanecer en su destino de vacaciones porque consideró que no había motivos para regresar. «Poco podía hacer yo aquí si hubiera estado», dijo. No obstante, sostuvo que se mantuvo telefónicamente informada de la crisis durante todo el tiempo.

La estrategia montada desde el Ayuntamiento para dar la imagen de una alcaldesa preocupada por lo sucedido e inmersa en su trabajo -el pasado martes llegó a filtrarse que se encontraba en una reunión del área de Urbanismo que en realidad nunca llegó a celebrarse- se derrumbó apenas Marisol Yagüe abrió la boca en su comparecencia. «Como persona de a pie tengo derecho a tomarme unas vacaciones y a desconectar -dijo para rectificar inmediatamente-, aunque esta vez no he podido desconectar». La regidora, que lucía un llamativo bronceado y se permitió incluso bromear con los periodistas sobre las bondades del sol caribeño, aseguró que los primeros días hizo gestiones para intentar adelantar el regreso, pero posteriormente cambió de opinión y no alteró sus planes originales. «Mis vacaciones han terminado cuando tenían que terminar, el lunes», dijo.

Destino desconocido

La alcaldesa llegó a su primera comparecencia pública tras el suceso del día 6 sin la intención de desvelar qué había hecho en sus nueve días de ausencia. Primero explicó que en el momento en que sucedieron los hechos se encontraba ya de viaje, aunque no quiso especificar el destino. «Salí de España en dirección desconocida», dijo. Más tarde reconoció que había estado en el Caribe. Finalmente fue más explícita: la República Dominicana. «A la mañana siguiente de llegar, lo primero que hago es llamar a España y es cuando me entero de todo», explicó.

Según la alcaldesa, cualquier iniciativa que hubiera podido tomarse en su ausencia desde el Ayuntamiento no hubiese hecho más que interferir en la labor de la justicia.

Yagüe reconoció que no se ha puesto en contacto con la madre del fallecido para transmitirle el pésame del Ayuntamiento, y dijo que en ningún caso se plantea pedirle disculpas por lo sucedido. «El Ayuntamiento no tiene que pedir disculpas porque el Ayuntamiento no ha hecho nada malo, y la policía tampoco. Lo único, darle el pésame por la muerte de su hijo, que imagino que lo habrán hecho». Su jefe de prensa aseguró que el servicio de Protocolo del Ayuntamiento y los Servicios Sociales sí se han comunicado con la madre de De Wilde, iniciativas que la alcaldesa admitió desconocer. «Yo he estado en contacto permanente con los policías y con el jefe de policía», dijo. Yagüe reveló que ha hablado con los cuatro imputados por el presunto homicidio imprudente del vecino belga, y aseguró que se encuentran tranquilos. Aseguró también estar convencida de la inocencia de los implicados. «La policía actuó como tenía que actuar para reducir a una persona que estaba en unas condiciones que no eran normales».

Hundir a Marbella

La primera comparecencia pública de la alcaldesa a los nueve días del luctuoso incidente tuvo dos ejes: el respaldo sin fisuras a la Policía Local y la crítica a los partidos de la oposición, a quienes acusó de aprovechar el incidente para atacarla a ella y a Marbella. «Esto es lo que quieren estas personas -dijo-, que se hable de Marbella por una cosa que es un hecho que ha pasado y que se está investigando». Para Yagüe está claro: «Lo único que quieren los partidos políticos es hundir a Marbella; si no fuera por ellos esto no hubiera estado en los medios de comunicación».

La alcaldesa repitió durante su comparecencia su total respaldo a la Policía Local, de la que dijo que hay que estar agradecido por haber convertido a Marbella en la ciudad más segura de España. «Si te vas a Fuengirola o a Málaga tienes el problema de que no puedes salir porque en cualquier momento te van a dar un tirón, eso aquí en Marbella no pasa»