La segunda vuelta de las generales

Las municipales, autonómicas y europeas llegan en plena resaca por la victoria del PSOE y el descalabro del PP el 28-A

Tras apenas una semana y medio de descanso, los candidatos retomarán el jueves a la medianoche la maleta para afrontar la última etapa de este maratón electoral. Municipales, autonómicas y europeas llegan apenas un mes después de las generales y lo hacen muy marcadas por los resultados del 28-A. Con un PSOE al alza, el PP deprimido tras cosechar el peor resultado de su historia, un Albert Rivera que ya se ve en la Moncloa tras una legislatura como autoproclamado líder la oposición y Unidas Podemos resignado a servir de muleta a los socialistas a cambio de obtener su cuota de poder en ayuntamientos y parlamentos regionales. El quinto en discordia es Vox, que aspira a gobernar en los municipios donde más ha calado el discurso antiinmigración y de ultraderecha de la formación de Santiago Abascal.

Y como en el 28-A, los españoles acudirán a las urnas para decidir entre dos bloques ideológicos bien definidos y unas alianzas marcadas de antemano, salvo por la duda de si Ciudadanos accederá a pactar con el PSOE para enfatizar su lado centrista y desmarcarse, al menos en parte, de los pactos que pueda alcanzar con el PP y sostenidos por Vox. Y mientras los candidatos piden el voto, seguirá avanzando el calendario de negociaciones para la investidura de Pedro Sánchez. No va más.