Sánchez se ve por primera vez con Trump en la cumbre de la OTAN

El presidente socialista hará oficial ante los socios de la alianza su renuncia a elevar el gasto en defensa hasta un 2% del PIB

A. AZPIROZ

madrid. Pedro Sánchez y Donald Trump se verán cara a cara por primera vez hoy en la cumbre de la OTAN que se prolongará hasta mañana en Bruselas. El encuentro entre el presidente estadounidense y los mandatarios europeos se anticipa tumultuoso, toda vez que varios de socios de la UE han renunciado a elevar el gasto en defensa hasta el 2% de su PIB que exige Washington.

Uno de los Ejecutivos que no cumplirá es el español. Mariano Rajoy se comprometió a tratar de alcanzar el mínimo reclamado por la administración Trump o, como mínimo, acercarse lo más posible a ese 2% del PIB, pero el Gobierno socialista ha congelado estos planes. El presidente de Estados Unidos envió hace pocos días una carta a varios líderes europeos en la que se quejaba de que sus países no hayan incrementado aún su gasto en defensa. Uno de los receptores de la misiva fue Sánchez quien respondió el pasado martes. El jefe del Ejecutivo reiteró el compromiso de Madrid con la OTAN tras reunirse en la Moncloa con el secretario general de la organización, el noruego Jens Stoltenberg. Pero, a renglón seguido, Sánchez valoró que la aportación militar de un país a la alianza no puede medirse solo en relación al parámetro del gasto sino que deben de tenerse en cuenta otros elementos. Así, el mandatario socialista recordó la amplia participación de tropas españolas en misiones internacionales, hasta el punto de que las Fuerzas Armadas mantienen desplegados casi 2.000 militares en el exterior, más de 1.100 de ellos bajo bandera de la OTAN. En la actualidad, solo EE UU, Grecia, Estonia, Reino Unido, Rumanía y Polonia alcanzan el 2% de su PIB en gasto militar. Por contra, España, Bélgica y Luxemburgo lideran el furgón de cola al no llegar al 1% del PIB.

Relación cordial

Hasta ahora la relación de Trump con España se ha desarrollado de forma cordial y en el año y medio que lleva al frente de la primera potencia del mundo ha recibido en la Casa Blanca al expresidente Rajoy y a los Reyes. En la agenda oficial de Sánchez, que acudirá a Bruselas acompañado de los ministros de Defensa y Exteriores, no figura ningún encuentro con su homólogo estadounidense aunque podrían intercambiar unas palabras en alguno de los parones de las reuniones. La actitud que pueda adoptar Trump ante la negativa de Madrid a atender su demanda de gasto militar es una incógnita.

Sobre la reunión de los miembros de la alianza atlántica también sobrevolará la iniciativa francesa para crear una fuerza de intervención europea ajena a la UE y a la que, de momento, han mostrado su disposición de unirse España, Alemania, Reino Unido, Portugal, Bélgica, Holanda, Dinamarca y Estonia. La idea planteada por París consiste en el establecimiento de un contingente internacional capaz de desplegarse de forma inmediata en conflictos que amenacen las fronteras del continente y que no dependa del apoyo militar de la OTAN y EE UU.

 

Fotos

Vídeos