Griñán: «Estoy aquí porque dentro de tres días hay elecciones en Andalucía»

José Antonio Griñán, durante su comparecencia en el Senado. / Efe

El expresidente autonómico sigue los pasos de Chaves y guarda silencio en el Senado sobre los ERE

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSOMadrid

El expresidente andaluz, José Antonio Griñán, ha preferido no responder este jueves a ninguna pregunta relativa al 'caso de los ERE' en el Senado, en el marco de la comisión de investigación de la financiación de partidos, que dirige en solitario el PP, ya que está siendo juzgado por esa misma causa en la Audiencia Provincial de Sevilla. «Estoy pendiente de hacer mi informe de defensa, no lo he hecho aún, y entenderá que en este momento no puedo perjudicar mi derecho a defensa», ha apuntado tras la primera intervención del portavoz de los populares, Luis Aznar.

El exmandatario socialista ha cuestionado, al igual que hace dos semanas hiciera Manuel Chaves, la motivación de su citación en la Cámara alta que ha atribuido a la cercanía de los comicios autonómicos. «He de pensar que no se me ha convocado porque dentro de tres días se vayan a celebrar las elecciones en Andalucía», ha manifestado.

Griñán ha llegado puntual a su cita, arropado por el portavoz del PSOE, Ander Gil, y por varios senadores socialistas. El expresidente ha recordado que renunció a su escaño en esta Cámara, en junio de 2015, tras ser imputado por los ERE, causa por la que la Fiscalía Anticorrupción pide para él seis años de cárcel y treinta de inhabilitación por prevaricación y malversación.

Financiación irregular del PSOE

En su intervención, el portavoz del PP ha incidido en la presunta culpabilidad de Griñán que, como consejero de Economía y Hacienda de la Junta, pudo tener en los ERE por no acabar con el sistema supuestamente irregular de concesión de ayudas sociolaborales a empresas en crisis. «Los hechos están probados, lo que queda por determinar es quiénes tuvieron la responsabilidad», ha sentenciado Aznar.

Como ya hiciera durante la comparecencia de Chaves, el senador popular ha vinculado las ayudas irregulares a trabajadores y empresas en crisis con la financiación del Partido Socialista en Andalucía. «¿Cree realmente que el PSOE no ha obtenido nada a cambio?», le ha preguntado sin obtener respuesta.

En cuanto a las insinuaciones de Griñán sobre el carácter electoralista de su comparecencia, Aznar ha hecho hincapié en que «nosotros no hemos convocado las elecciones» y ha recordado que las previsiones del órgano parlamentario, que lleva un año en funcionamiento, «estaban en manos de todos».

El turno de Podemos

Griñán es el tercer presidente de la Junta que comparece en el Senado a petición del PP. Primero lo hizo Susana Díaz, quien denunció ante la comisión parlamentaria que su citación -a un día del inicio de la campaña en Andalucía- solo buscaba someterla a un «juicio político» y que, igualmente, respondía a intereses electorales. Tras ella fue el turno de Chaves, que se limitó a señalar que en todo el sumario de los ERE «en ningún momento y en ningún informe se ha encontrado ningún rasgo, indicio o prueba de financiación irregular del PSOE» ni tampoco «ninguna financiación de caja B».

Con la comparecencia de Griñán, la formación de Pablo Casado concluye el ciclo de sesiones dedicado al PSOE y al PSPV y los conservadores vuelven ahora la mirada a Podemos. Será el próximo 13 de diciembre cuando ocupe el sillón de la comisión su secretario general Pablo Iglesias. Los populares abordarán así las cuentas de la formación morada y los supuestos vínculos económicos con el Gobierno de Venezuela.

 

Fotos

Vídeos