Una fundación de la Junta de Andalucía registró pagos de 14.737 euros en un prostíbulo en solo seis horas

Tuvo que hablar de su gestión en una comisión de investigación. Ahora Fernando Villén, exdirector de la fundación responsable de los cursos de formación, deberá explicar el uso de su tarjeta black en el prostíbulo Don Angelo.Dijo que gastó 538 euros con la tarjeta equivocada y que después los repuso, pero en realidad el gasto fue de casi 15.000. La Junta ha tardado varios años en aportar al juzgado los recibos, que suman cargos desde 310 hasta 1.490 euros haciendo un total de 14.737.Tres días después alguien retrocedió el gasto, anulando uno por uno, hasta 15 cargos, pero dejando el rastro del banco.Los extractos revelan además que la juerga empezó a las nueve de la noche y siguió hasta las tres menos cuarto de la madrugada. Y todo ocurrió el 22 de marzo de 2010: Día en el que José Antonio Griñán remodeló su gobierno, cesando, entre otros, al entonces Consejero de Empleo Antonio Fernández, imputado en el juicio de los ERES.