CC desmonta las cuentas de Casado para la investidura

Oramas descarta apoyar un Gobierno del PSOE previo acuerdo con Podemos y reivindica su autonomía para hablar sin que medie el PP

N. VEGA

madrid. Coalición Canaria no tiene en mente facilitar la investidura de Pedro Sánchez si el PSOE negocia un Gobierno de «coalición, cooperación o programático» con Podemos. Aunque ya había trasladado su planteamiento en público y privado, Ana Oramas volvió a cerrar la puerta a participar en la ecuación después de que el PP animara a los socialistas a explorar esa vía. «Esa posición -advirtió la diputada sobre su «compromiso» con el electorado- no ha cambiado y no va a cambiar».

El presidente de los populares esbozó el martes una propuesta para que Sánchez supere la investidura sin depender de las fuerzas independentistas o de la abstención del PP o Ciudadanos. Para que cuadren las cuentas de Pablo Casado, los socialistas tienen que encauzar sus negociaciones con Podemos, amarrar los votos de PNV, Compromís y el Partido Regionalista de Cantabria, garantizarse la colaboración de Navarra Suma dejando que la derecha tome las riendas del Gobierno foral y sondear a Ana Oramas.

Esto último el líder de los populares lo exponía en estos términos: «Ahora que estamos negociando varios cabildos, incluso (sic) poder hablar con Coalición Canaria de qué posición tiene, como socios del PP, a nivel nacional». Fuentes de la formación conservadora descartaron que con esta expresión Casado estuviera ofreciéndose para mediar. Pero, ante la duda, Oramas defendió ayer su autonomía, sin necesidad de un tercer interlocutor. «Nosotros la investidura la hablamos con el candidato, que en este caso es el señor Sánchez», zanjó.

Dicho esto, la única posibilidad que contempla Coalición Canaria de llegar a acuerdos de estabilidad con el PSOE es que Sánchez logre la cuadratura del círculo y gobierne en minoría gracias a la abstención de los populares o de Ciudadanos. A partir de ahí, Oramas invita al PP a prestar el voto de sus diputados si prefiere un Gobierno de los socialistas con Podemos antes que repetir elecciones.