Desarticulada una banda que sustraía tarjetas de crédito tras obtener el número secreto

La víctima introduce su tarjeta en el datáfono mientras el ladrón observa cómo teclea el número secreto. Lo memoriza y abandona el supermercado antes que ella para esperarla en el aparcamiento junto a otros miembros de la banda.Ya con la tarjeta y el pin en su poder, los ladrones acuden rápidamente a  varios cajeros automáticos y sacan todo el dinero que pueden, hasta agotar el límite. Por eso es imprescible que nadie les pueda ver teclear el pin de su tarjeta de crédito. Con este método, los ladrones han conseguido un botín de al menos 32 MIL euros desde noviembre. La Guardia Civil  ha detenido a dos miembros de esta organización de nacionalidad rumana y eslovena. Otros seis, han huído.