Aguirre niega haber ordenado espiar a rivales políticos

Aguirre, ayer, tras declarar en la Audiencia. :: R. C./
Aguirre, ayer, tras declarar en la Audiencia. :: R. C.

La expresidenta de Madrid, con muchas lagunas, afirma además que nadie la avisó jamás de la supuesta trama de seguimientos

M. SÁIZ-PARDO

«En absoluto». «No me consta». Esperanza Aguirre lo negó todo ante el tribunal. La exjefa del Ejecutivo regional aseguró que «jamás» ordenó espiar a rivales políticos del PP, enfrentados con ella. Es más, según la expresidenta ninguno de sus colaboradores le avisó de que existía esa trama, que según las acusaciones se orquestó en 2008.

La Audiencia Provincial de Madrid ha reanudado, con el testimonio como testigo de Aguire, el juicio del ex director general de Seguridad de la Comunidad de Madrid Sergio Gamón, el exsubdirector Miguel Castaño, tres guardias civiles y un técnico de la administración regional acusados de un supuesto espionaje a políticos como el exvicepresidente regional Alfredo Prada y el exvicealcalde de Madrid Manuel Cobo.

Aguirre, en una declaración que apenas duró quince minutos, sostuvo que se enteró por la prensa (en concreto por las informaciones de El País) de la supuesta existencia esa red y que ni Cobo ni Prada le comentaron nunca haber sido objeto espionaje.

La exlíder popular, que en varias ocasiones se refugió en la falta de memoria, explicó que era imposible que supiera a qué se dedicaban los acusados, ya que «un presidente de comunidad autónoma no puede tener conocimiento de las labores de los doscientos mil y pico mil contratados» de esa administración.

En cualquier caso, puso en duda el espionaje concreto a Prada, porque entonces, allá por 2008, Prada era el más «aguirrista de los aguirristas». Además, Esperanza Aguirre recordó a la sala que en el Parlamento autonómico se creo una comisión de investigación sobre esta presunta trama de espionaje político con fondos públicos y que este órgano llegó a la conclusión que esa red de seguimientos nunca existió.

Antes de la declaración de Aguirre estaba prevista la del también expresidente Ignacio González, quien debía haberse encontrado con Aguirre en los pasillos, en uno de los momentos más esperados de este juicio. Sin embargo González, por un eror en la citación, no se presentó ante la Sección Quinta para responder de las acusaciones de dos de los procesados, que han sostenido que fue él quien instigó los seguimientos a Alfredo Prada, Manuel Cobo y Cristina Cifuentes. González declarará hoy.

 

Fotos

Vídeos