Agbar, primera gran firma que vuelve tras el éxodo masivo

Aguas de Barcelona (Agbar) establecerá de nuevo su domicilio social en Barcelona, tras unos meses en Madrid, donde se trasladó poco antes de la declaración unilateral de independencia. Agbar se ha convertido en la primera gran compañía que da marcha atrás a su proceso de deslocalización. La firma señaló que la decisión de instalarse en la capital tenía carácter temporal y que se adoptó para «preservar la seguridad jurídica de los inversionistas y proteger los intereses de sus trabajadores, clientes y proveedores». La vuelta a casa, en este caso, viene facilitada por la actual «estabilidad económica», según informó ayer en un comunicado. La compañía aseguró que el cambio del domicilio no ha tenido impacto en el servicio prestado a los clientes (3,5 millones en Cataluña), ni ha afectado a las inversiones planificadas, que se han ejecutado en los plazos previstos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos