¿Quién es Manuela Carmena?

¿Quién es Manuela Carmena?

A sus 71 años, esta magistrada jubilada que puede desbancar a Aguirre, tiene un currículum variopinto en el que figuran desde la redacción de un libro a la creación de la empresa 'Yayos Emprendedores'

SUR

"Vamos a reinventar la democracia. Esta campaña pasará a la Historia. Es absolutamente especial. Es un milagro". El mensaje de fin de campaña de Manuela Carmena, la candidata de Ahora Madrid, era más que optimista. Y las urnas parecen haberle dado la razón. Madrid, infranqueable bastión del PP desde hace 24 años, dio ayer un importante giro a la izquierda a pesar de la ajustada victoria de la lista liderada por Esperanza Aguirre, que se quedó muy lejos de la mayoría absoluta que los populares han ido revalidando cómodamente desde 1991. ¿La culpable de este descalabro? La exjuez Carmena, que encabeza la candidatura de la que forma parte Podemos, que ayer irrumpió en el Ayuntamiento de la capital de España con nada menos que 20 concejales, solo uno menos que Aguirre. Y el milagro al que ella aludió no parece tan imposble: le basta el apoyo del PSOE para devolver a la izquierda la simbólica alcaldía de Madrid.

Pero, ¿quién es Manuela Carmena? Una magistrada jubilada de 71 años -juez emérita del Tribunal Supremo- en cuyo currículum figuran desde la redacción de un libro - 'Por qué las cosas pueden ser diferentes'- a la creación de su propia empresa (Yayos Emprendedores), dedicada a vender ropa y calzado hechos por exreclusas. El destino quiso que el secretario local de Podemos, Jesús Montero, la conociera y pensara en ella como aquella 'Ada Colau' que le faltaba al 'Ganemos' madrileño. Sin embargo, ella rechazó el compromiso, incluso cuando le llamó el propio Pablo Iglesias.

Al parecer, su opinión cambió tras ver un documental a favor de la lucha política de las mujeres y conocer que Esperanza Aguirre se presentaba como candidata. Fue entonces cuando Carmena decidió dar un paso al frente y presentarse a las primarias de Ahora Madrid. Apoyada ampliamente por Podemos y Ganemos, ganó las primarias como cabeza de lista por una amplia mayoría.

Una abogada defensora de los obreros

Manuela Carmena empezó su carrera como abogada defensora de los obreros y detenidos durante la dictadura franquista y cofundó el despacho laboralista en el que se produjo la matanza de Atocha. Desde que abandonó el PCE no ha militado en ningún otro partido.

Ya como magistrada, ha denunciado varias corruptelas en juzgados y en 1986 recibió el Premio Nacional de Derechos Humanos. Fue vocal del CGPJ y fundadora de la Jueces para la Democracia. Luego fue juez de Vigilancia Penitenciaria y relatora de la ONU. Desde su jubilación ha sido asesora del Gobierno vasco de Patxi López y miembro del Patronato Alternativas.

A pesar de su extenso currículum de jurista progresista y activista a favor de la democracia y los Derechos Humanos, Manuela Carmena era bastante desconocida por los integrantes de Ahora Madrid. Pero la candidata fue ganando rápidamente a los suyos y luego a muchos ciudadanos. Desde el primer día dejó clara su independencia al núcleo que se ha dedicado a programar la campaña, todos ahora convertidos en sus firmes admiradores.

De hecho, en su 'rebeldía' la candidata llegaba a acudir a algunas entrevistas y encuentros ella sola, a veces con retraso tras hablar con gente que se encontraba en el Metro. Precisamente, consiguió convertir los clásicos mítines en encuentros ciudadanos, donde los vecinos de los 21 distritos han podido preguntarle sobre los problemas de sus barrios.

Una rebelde "de izquierdas"

Dentro de esa rebeldía, Manuela -como la llama todo el mundo- siempre ha querido distanciarse de Podemos. Así, recuerda que su candidatura es de unidad popular -o municipalista, como a ella le gusta decir- y no está compuesta sólo por Podemos. De hecho, entre sus primeros cinco puestos sólo Maestre es del partido de Pablo Iglesias. El resto vienen del movimiento vecinal.

En sucesivas entrevistas, la candidata de Ahora Madrid se ha declarado claramente "de izquierdas" y se ha mostrado a favor de acuerdos con el resto de formaciones si cumplen una serie de mínimos. Hasta el punto de quejarse -dicen que en sus círculos privados- de que en Andalucía no haya podido salir adelante la investidura al no cuajar los pactos.

En lo que respecta a su discurso, la jurista siempre llama al "principio de la humanidad", a la empatía ciudadana para luchar contra la pobreza, los desahucios y la desigualdad y lograr así la "felicidad".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos