Sánchez propone crear un gran fondo nacional de innovación y reindustrialización

Pedro Sánchez. /
Pedro Sánchez.

El PSOE destinará, en caso de llegar al Gobierno, 1.500 millones de euros a intentar el regreso a España de cerca de 10.000 investigadores que han emigrado durante estos años ante la falta de oportunidades

JULIO G. CALZADAsalamanca

Un único fondo dirigido sobre todo a la innovación y a la reindustrialización de España con el ánimo y el objetivo de que sea la creación de riqueza y no los ajustes y los recortes los que logren una mejora económica y un cambio de signo en el crecimiento español. El secretario general del PSOE y presumible candidato socialista a la Presidencia del Gobierno en la próxima convocatoria Electoral, Pedro Sánchez, ha anunciado en El Foro Económico de El Norte de Castilla en Salamanca la formación de un gran fondo de carácter nacional que unifique los recursos públicos ahora repartidos en diferentes instancias y que tendría como objetivo fundamental la innovación y la reindustrialización del país.

Sánchez, quien ha pronunciado una conferencia en el hote Don Gregorio de la capital salmantina ante cerca de centenar y medio de personas que llenaban la sala, ha indicado que el compromiso de gobierno socialista es conseguir que el nivel de inversión en innovación, desarrollo e investigación (I+D+i) regrese en 2018 al nivel en el que se encontraba en el año 2009 y ha señalado también que, de conseguir el apoyo de los votantes, el PSOE destinará 1.500 millones de euros a intentar el regreso a España de cerca de 10.000 investigadores que han emigrado durante estos años ante la falta de oportunidades.

En un acto que ha contado con el patrocinio de Global Exchange, Papesca y Miel Feyce, Pedro Sánchez ha expresado la necesidad de que España sea de nuevo un país de oportunidades, sobre todo para colectivos que hoy se encuentran en situación de casi exclusión, como es el caso de los jóvenes, o también de las mujeres.

Apuesta el PSOE por la puesta en marcha de la Agencia Estatal de Ciencia e Innovación como núcleo de la política de innovación que debe formar parte del desarrollo futuro y ha señalado que se destinarán también esfuerzos a conseguir que las pequeñas empresas españolas aumenten su tamaño, para convertirse en medianas y de allí, a grandes compañías. "Porque son las grandes y las medianas las que exportan y las que pueden hacer que cambie la balanza comercial y aumenten los ingresos procedentes del exterior", ha indicado. "No estamos en contra de las pequeñas empresas", ha precisado el máximo representante socialista. "Se trata de facilitar su labor para que puedan crecer" y para ello ha indicado que se ofrecerán facilidades, también de carácter fiscal, para que las pymes lleguen a ser grandes.

"Que paguen más los que más tienen"

Sánchez ha adelantado que en caso de tener la responsabilidad de gobernar en España plantearán una reforma fiscal "de izquierdas" centrada en que paguen más los grandes patrimonios y sobre todo las grandes corporaciones que hoy, gracias a las facilidades ofrecidas por el Gobierno del PP disponen de numerosas deducciones que reducen su fiscalidad por debajo del de las pequeñas y medianas empresas. "Es hora de que comiencen a pagar los que no han necesitado ni han mostrado austeridad en estos años", ha comentado.

El político socialista ha hecho especial hincapié en la necesidad de que se ponga freno a la desigualdad, algo a lo que ha comprometido que centrará su tarea en el caso de convertirse en el futuro presidente del Ejecutivo nacional. Ha vinculado, eso sí, la recuperación económica con la necesidad de una regeneración democrática que dificulte la aparición de nuevos casos de corrupción. Ha propuesto en este sentido que la Agencia Tributaria establezca un certificado fiscal para los políticos electos, de forma que compruebe, al comienzo y al final de sus mandatos, su patrimonio y actividad económica y ofrezca a los ciudadanos esa garantía a través de la certificación de sus bienes.