Porsche Cayenne E-Hybrid, también híbrido enchufable

Porsche Cayenne E-Hybrid, también híbrido enchufable

Con el sistema de propulsión del 918 Spyder, el consumo medio oficial parte desde 3,2 litros cada 100 kilómetros

Porsche amplía la gama de vehículos híbridos con el nuevo Cayenne E-Hybrid. Este todoterreno híbrido enchufable hereda la combinación del propulsor de gasolina V6 y un motor eléctrico, similar a la que emplea el superdeportivo 918 Spyder, que permite un consumo oficial medio a partir de solo 3,2 litros cada 100 kilómetros y es capaz de recorrer hasta 44 kilómetros en modo solo eléctrico.

Con el lanzamiento del Cayenne E-Hybrid, Porsche aumenta la oferta de sistemas de asistencia y elementos opcionales para toda la gama. Es el caso de la llegada de la pequeña pantalla en forma de lámina, head-up display, donde se proyecta sobre el parabrisas toda la información relevante justo en la línea de visión del conductor. Otros elementos nuevos son el copiloto digital inteligente Porsche InnoDrive con control de crucero adaptativo, asientos con masaje, parabrisas calefactado, calefacción independiente con control remoto y llantas de aleación ligera de 22 pulgadas.

El motor de gasolina es un V6 de tres litros que desarrolla una potencia de 340 CV, asociado a otro eléctrico de 136 CV para generar una potencia conjunta de 462 caballos; el par máximo es de 700 Nm y se consigue justo por encima del régimen de ralentí. El coche acelera de 0 a 100 kilómetros por hora en 5,0 segundos y alcanza una velocidad máxima de 253 km/h. Solo en eléctrico es capaz de recorrer hasta 44 kilómetros y puede llegar a velocidades de 135 km/h. El consumo medio, según el ciclo de homologación NEDC, parte de 3,2 l/100 km.

Nuevo cambio Tiptronic

Para la transmisión se emplea la nueva caja de cambios Tiptronic S de ocho relaciones, desarrollada para la gama Cayenne. Es más suave y proporciona unos cambios de marcha más rápidos. La interrupción de la fuerza de tracción durante el proceso de cambio también se ha reducido.

La capacidad de la batería aumenta en un 30 % más en comparación con el híbrido anterior. La batería, refrigerada por líquido y situada debajo del suelo del maletero, la forman ocho módulos de 13 celdas de iones de litio cada uno. El tiempo de carga en una toma de 230 voltios y 10 amperios es de 7,8 horas, y si se usa el cargador opcional de 7,2 kilovatios y 32 amperios, el espacio se reduce a solo 2,3 horas.

El proceso de carga se puede gestionar por medio del Porsche Communication Management y, de forma remota, gracias a la aplicación Porsche Connect. El control independiente de la climatización se realiza desde el móvil, por ejemplo para poner en funcionamiento la calefacción o el aire acondicionado unos minutos antes de salir de casa. Además, Porsche Connect permitirá buscar estaciones de carga y establecerlas como destino en el navegador.

El sistema de tracción integral activo del Cayenne E-Hybrid permite distintas posibilidades de distribución del par, para una mejora de la agilidad en curva, control de tracción y aptitudes todoterreno. El sistema Porsche Active Suspension Management forma parte del equipamiento de serie, mientras que es opcional el sistema eléctrico de estabilización del balanceo y una bola de remolque para cargas de hasta 3,5 toneladas.

Exento del impuesto de matriculación por sus mínimos niveles de emisiones, el nuevo Porsche cuesta 93.309 euros y se espera que las primeras unidades lleguen a los concesionarios a finales de mayo.

 

Fotos

Vídeos