Uno de cada tres juicios se suspenden en los juzgados de la provincia

Acceso a la Ciudad de la Justicia de Málaga. :: sur/
Acceso a la Ciudad de la Justicia de Málaga. :: sur

La jurisdicción social es la que más se ve afectada por esta situación, donde no se celebran más de la mitad de las vistas que están señaladas

ÁLVARO FRÍAS / JUAN CANO MÁLAGA.

Es una «grave disfunción» para el funcionamiento de los juzgados. Así explica el tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) lo que supone el hecho de que se suspendan los juicios previstos. En Málaga, una de cada tres vistas que están señaladas no se celebran, según se recoge en la última memoria anual del Alto Tribunal andaluz.

En concreto, expone que, en la provincia malagueña, se señalaron un total de 14.507 juicios durante el año 2017, que es el periodo al que se refiere la citada memoria. De ellos, se celebraron 51.502 y 23.441 se suspendieron o no se celebraron, lo que supone un 31 por ciento de la totalidad de vistas que estaban señaladas.

La presidenta de la Audiencia Provincial, Lourdes García Ortiz, explica que «son muchos los factores que influyen a la hora de suspender un juicio». Por ejemplo, si el acusado no comparece en la vista y es por una causa injustificada hay que ponerlo en busca y captura, para que sea arrestado y juzgado. Si es por una razón justificada, la sesión se aplaza. En ambos casos, el juicio no puede celebrarse, al faltar el procesado.

Las suspensiones en la provincia malagueña se sitúan en la media de Andalucía

Otro de los motivos por los que no se celebran las vistas es por los letrados, según indica la presidenta. En este sentido, expone que, si un abogado tiene dos causas señaladas para el mismo día, las normas de preferencia establecen que se celebre el juicio que sea de una causa con preso, quedando suspendida la otra sesión.

Otros motivos, que pueden llevar a la suspensión de un juicio, son las cuestiones previas que tienen lugar antes de que arranque la vista. En este caso son aspectos como alegaciones o documentos presentados por las diferentes partes que deben ser estudiados, por lo que no se puede celebrar en ese momento el juicio y hay que posponerlo, entre otros motivos.

Por su parte, el decano del Colegio de Abogados de Málaga, Francisco Javier Lara, apunta directamente al servicio de citaciones. Lara asevera que no se comprueba si están citados o no los testigos, los peritos o, incluso, el propio acusado hasta el día de la propia vista, que es cuando se aprecia que no consta la citación, y se suspende

Por otro lado, la realidad judicial de la provincia de Málaga, en la que se llevan a cabo numerosos procedimientos judiciales con multitud de acusados, como es el caso de las macrocausas, provoca que muchas vistas se suspendan. Al respecto, la presidenta de la Audiencia Provincial malagueña destaca la dificultad de coordinar estos procesos.

Ortiz insiste en la complejidad de conseguir que todo cuadre -presencia de todos los acusados, testigos...- para que los macrojuicios puedan celebrarse. Aun así, asegura que estos procedimientos intentan sacarse adelante celebrándolos por bloques, si se puede respecto a algunos de los acusados o poniendo en marcha los resortes que permite la ley para ello.

Aun así, la jurisdicción penal, que es en la que suelen registrarse las causas con numerosos acusados, relacionadas con asuntos en su gran mayoría de tráfico de sustancias estupefacientes; no es en la que más suspensiones se dan. La última memoria del TSJA precisa que los asuntos de lo Social son los que más se ven afectados por esta situación, ya que no se celebran más de la mitad de los juicios que están previstos -un 56 por ciento de suspensiones de las vistas señaladas en 2017-.

Lara precisa que esto ocurre porque en la jurisdicción de lo Social es en la que más conciliaciones se alcanzan entre las diferentes partes afectadas, por lo que, a la hora de llegar el juicio, no tiene que celebrarse, ya que se ha llegado a un acuerdo. «Asimismo, es muy frecuente el ampliar la demanda en el momento procesal del inicio de la vista, por lo que también se suspenden juicios en esta jurisdicción por esta razón», añade.

Respecto a las otras jurisdicciones, en cuanto a número de suspensiones se refiere, le sigue la de lo Civil -28 por ciento-, la Penal -23 por ciento- y la de lo Contencioso-Administrativo -21 por ciento-, siempre según los datos recogidos en la memoria del Alto Tribunal andaluz respecto al ejercicio de 2017. De hecho, en este documento se recoge que la cifra de vistas que no se han celebrado se ha incrementado en todos ámbitos, excepto en la jurisdicción de lo Civil, respecto al año anterior.

Pese a ello, la cifra total de suspensiones de juicios en Málaga a lo largo de 2017 no varía respecto al año anterior y sigue siendo de un 31 por ciento. Además, en el último ejercicio recogido en la memoria, el nivel de vistas que no se han celebrado se sitúa en la media andaluza, que es de un 30 por ciento.

Los datos del documento indican que Sevilla es la provincia en la que más juicios se suspenden -32 por ciento del total de los que fueron señalados en 2017-, seguida de la de Málaga, junto con la almeriense -ambas 31 por ciento-. Tras éstas se encuentran las de Cádiz y Córdoba -30 por ciento-, Granada -27 por ciento-, Huelva -25 por ciento- y Jaén -24 por ciento-.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos