Rescatan a una niña atrapada en una piscina al meter el brazo en el tubo aspirador

Los bomberos de Estepona tuvieron que romper el borde y el forjado de la piscina para extraer a la niña con el tubo de aspiración en el brazo, para cortarlo posteriormente en la ambulancia

Charo Márquez
CHARO MÁRQUEZEstepona

Difíciles trabajos de albañilería y una niña recatada son el resumen de una complicada tarde en Estepona. Los bomberos de esta localidad han rescatado hoy a una niña de seis años que había quedado atrapada al meter el brazo en el tubo de aspiración de una piscina.

La pequeña, de nacionalidad británica, estaba nadando en la piscina de la urbanización Villas de Santa María, sobre las dos de la tarde, cuando introdujo el brazo en el tubo de aspiración de la máquina limpia fondos. El sistema no estaba funcionando en ese momento pero el brazo hizo vacío dentro del tubo de pvc y la niña no pudo sacarlo.

De inmediato se trasladaron al lugar dos vehículos de bomberos y cuatro efectivos. En primer lugar se procedió a vaciar un poco el nivel de la piscina para poder trabajar más cómodamente. El padre de la menor y uno de los bomberos la estuvieron sosteniendo para que flotara dentro de agua. Mientras tanto, otros efectivos tuvieron que romper el borde la piscina y el forjado con un percutor mecánico hasta llegar al tubo.

Estas labores se llevaron a cabo colocando una lona que separaba a la niña de la zona donde se estaba trabajando para evitar que le salpicaran y golpearan restos de material.

Los bomberos lograron extraer el brazo de la niña aún dentro del tubo. Ya en la ambulancia de los servicios sanitarios emplearon una radial para cortar el tubo, con mucho cuidado, hidratando en todo momento el brazo para que no sufriera daño.

Tras cerca de dos horas de intenso y laborioso trabajo la pequeña quedó liberada del tubo sin heridas graves, solo pequeños arañazos provocados en su intento por liberarse.