Una oncóloga del Hospital Costa del Sol de Marbella, autora principal de un estudio del cáncer más eficaz y menos tóxico

Una oncóloga del Hospital Costa del Sol de Marbella, autora principal de un estudio del cáncer más eficaz y menos tóxico

La especialista en Oncología Médica Elisabeth Pérez ha participado junto con investigadores del Cima y de la Clínica Universidad de Navarra

SURMARBELLA

La especialista en Oncología Médica del Hospital Costa del Sol, Elisabeth Pérez, ha participado junto con investigadores del Cima y de la Clínica Universidad de Navarra en un estudio multicéntrico que plantea un nuevo abordaje terapéutico del cáncer en modelos animales. Esta estrategia consiste en bloquear una proteína implicada en la regulación del sistema inmunitario (llamada factor de necrosis tumoral o, en inglés, TFN) antes de aplicar uno de los tratamientos de inmunoterapia combinada más beneficiosa hasta el momento. La investigación ha sido publicada en el último número de 'Nature' una de las revistas científicas de mayor relevancia del mundo y Pérez es la primera firmante del artículo.

Según explica uno de los líderes de la investigación, senior del Cima y codirector del Departamento de Inmunología de la Clínica de Navarra, Ignacio Melero, «en este estudio hemos identificado que la función inmunoreguladora de TFN es prescindible y, en cierta medida, dañina para la actividad antitumoral de esta inmunoterapia combinada». Por su parte el también codirector del estudio e investigador del Cima, Pedro Berraondo, añade que «hemos comprobado que el bloqueo profiláctico de TFN antes de aplicar la inmunoterapia evita efectos adversos y mejora la respuesta al tratamiento. Esto nos permite ajustar mejor la dosis de la medicación y conseguir así una eficacia antitumoral más robusta». Ambos expertos que también pertenecen al Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer (CIBERONC) junto con Pérez coinciden en que el siguiente paso es trasladar esta investigación a un ensayo clínico de forma que, si se cumplen estos datos en los pacientes, se cambiará el paradigma de abordaje terapéutico del cáncer. Según la oncóloga del Hospital Costa del Sol, cabe destacar de esta aproximación, «su sencilla utilidad práctica puesto que supone utilizar en el contexto de prevención, lo que ya, de hecho, utilizamos en práctica habitual como tratamiento de los efectos adversos autoinmunes rebeldes».

La inmunoterapia del cáncer consiste en dirigir los mecanismos de destrucción celular del sistema inmunitario para eliminar el tejido canceroso. Los últimos avances en este campo consisten en unir varios de estos tratamientos. Entre ellos, la combinación de medicamentos de inhibición de PD-1 y de CTLA-4 consigue una extraordinaria eficacia contra el cáncer de piel más agresivo (melanoma), el de riñón y el de pulmón. Sin embargo, un 40% de los pacientes sufren serios efectos secundarios.