Alumnos de jardinería inician prácticas en Finca Cortesín

Alumnos con la edil de Educación. /Ch. Márquez
Alumnos con la edil de Educación. / Ch. Márquez

Charo Márquez
CHARO MÁRQUEZ

Los alumnos del curso de jardinería que fueron becados por el Ayuntamiento de Casares el pasado mes de marzo han comenzado esta semana sus prácticas en Finca Cortesín gracias a un convenio llevado a cabo con la concejalía de Educación del consistorio.

De los siete estudiantes que realizaron el curso, seis finalizaron su formación teórica en el mes de julio y cinco continuarán ahora con el periodo de prácticas, que tendrán una duración de tres meses. Algunos de estos estudiantes han trabajado durante dos meses en una empresa especializada en el sector de la jardinería y el mantenimiento.

La oferta de esta convocatoria de ayudas para estudiar jardinería en la Fundación Valentín Madariaga y Oya de Sevilla, incluye un total de siete becas de las diez que se ofertaron, ya que tres se quedaron vacantes. Se trata de un curso teórico-práctico subvencionado por el consistorio casareño, de tres meses de duración con un precio de 1.890 euros y que ha ofrecido una ayuda de 900 euros para alojamiento y transporte de cada alumno. El Consistorio destinaba inicialmente 27.990 euros a esta convocatoria de becas formativas, que tiene como objeto mejorar la empleabilidad y el acceso al mercado laboral de los jóvenes.

Temas

Casares