«Hay que transmitir buen rollo al público»

El cantante Sergio Dalma que actúa esta noche en la Cantera de Nagüeles./
El cantante Sergio Dalma que actúa esta noche en la Cantera de Nagüeles.

El cantante Sergio Dalma cumple 25 años sobre los escenarios y lo celebra con una parada en el Starlite Festival

CAROLINA JIMÉNEZMARBELLA

La Cantera de Marbella se tornará melosa al ritmo de las baladas poperas de voz rasgada de Sergio Dalma. El catalán, al que su acento, a pesar de los años y de los largos períodos de tiempo fuera de su tierra, aún le acompaña, subirá al escenario en el Festival Starlite tras un par de copitas de vino, mañana a las diez de la noche. Y es que, ¿qué mejor manera de arrancar un concierto que un buen vino acompañado de un brindis una vez calentada la voz?. Para Sergio, esta es la forma más eficaz de pasarlo bien y «transmitir buen rollo», tanto a sus compañeros como a su público.

Hace 25 años que Dalma saltó a los escenarios y lo cierto es que aún sigue de actualidad. Las más de 25 millones de reproducciones de su último disco, Cadore 33, y la rapidez con la que éste se posicionó en el número uno (una semana), lo avalan. ¿Secretos? No existen, según él, más allá de la constancia y el trabajo. «Hay que saber escuchar al público, pensar que quiere de ti y tratar de sorprenderle. Yo siempre intento resetearme», afirma la voz más popular de Sabadell.

Ahora que Dalma cumple sus bodas de plata musicales, es cuando se ha percatado de «la cantidad de tiempo y la velocidad a la que ha pasado». No obstante, asegura sentirse un privilegiado por la salud profesional de la que goza su música y por la fidelidad de su fans, entre las que destaca a las andaluzas y las sudamericanas, las sureñas en general. «Son un público tremendamente generoso y efusivo, muy cálido conmigo. Hacen que me sienta muy cómodo», confiesa Dalma muy satisfecho con la acogida que recibe durante cada concierto.

Starlite y Cap Roig

Starlite Festival supone el ecuador de una gira que comenzó el pasado mes de febrero y se prolongará hasta la misma fecha del próximo año. Al respecto, Dalma asegura que es un honor para él acudir a este festival, ya que considera que, junto a Cap Roig, en la Costa Brava (donde también actuará la próxima semana), Starlite es el festival más importante de la época estival en nuestro país. A ello añade encabezar cartel con artistas como Gloria Gaynor, Albert Hammond, Julio Iglesias o Alejandro Sanz, entre otros. «Compartir escenario con artistas nacionales e internacionales tan importantes es para mí más que un orgullo», añade Dalma desde la modestia.

La actuación cumple los requisitos para estar a gusto de todos. Aunque el espectáculo está basado, como es lógico, en Cadore 33, título de su último álbum con el que pretende hacer un guiño al Abbey Road de los Beatles, Dalma ofrecerá un repaso por los dos discos de Vía Dalma y los clásicos de aquella primera etapa, los que nunca fallan. Eso sí, con nuevos arreglos «para que suenen más actuales que nunca». Y es que asegura que hay ciertas canciones que nunca pueden faltar en un concierto de Sergio Dalma. Esa chica es mía, Bailar pegados, Sólo para ti, La vida empieza hoy y Galilea son algunas de ellas. «Son canciones que no he podido dejar de cantar durante estos 25 años, pero no solo por el público, sino por mí», confiesa el cantante.

Su estancia en la ciudad esta ocasión será bastante escueta, no más de varias horas. Aún así, Dalma confirma que habrá otros momentos en los que poder disfrutar de Marbella, preferiblemente, «en temporada baja», declara entre risas. Y es que el catalán está que no para. «En plena gira y en pleno agosto estamos prácticamente cada día en un sitio».

Culmen en Las Ventas

Siete son los encuentros con el público que le quedan antes de que llegue la guinda del pasel de Cadore 33, el próximo 20 de septiembre. Las Ventas, donde anecdóticamente nunca ha actuado, a pesar de haber llevado a cabo cientos de conciertos en Madrid, es el lugar elegido para cumplir la petición de sus fans y «hacer algo especial». «Creo que 25 años es una cifra importante para festejar, así que vamos a grabar un DVD en directo con artistas invitados». Una fiesta que tiene todos los ingredientes para triunfar y que sea recordada, sobretodo porque se puede tuitear a través del hastagh #YoEstuveAllí, aunque Dalma no sea un fiel seguidor de las redes sociales. «Lo poco que uso las redes es a nivel profesional, a nivel personal ni si quiera tengo, pero creo que esta gira es un gran motivo para empezar a utilizarlas y conmemorar la ocasión», asegura Sergio.

A sus casi 50 años, el artista reflexiona sobre aquél joven Sergio que se iniciaba en el mundo de la música allá por el 89. «Han cambiado muchas cosas, por ejemplo la voz». Al respecto opina que su voz a día de hoy suena «más redonda, madura y hecha», es decir, más capacitada para cantar las canciones que elabora en la actualidad.

Cadore 33

Tras cuatro años homenajeando a la música italiana, Dalma asegura que «como músico ya tenía la necesidad de un nuevo disco con canciones inéditas». Así nace Cadore 33, movido por la necesidad de compartir con otros autores y ofrecer algo nuevo.El catalán confiesa que es un disco muy importante y personal, desde el título hasta el final. «Cadore 33 es el nombre de la calle de Milán donde se grabó el disco, por lo que tiene su historia detrás. Son muchos los meses que he pasado en ese estudio».

Aunque Dalma no confía en llegar a las bodas de oro, a partir de febrero, una vez concluida la gira, comenzará a trabajar en su nuevo disco, para el cual aún no tiene nada pensado, pero en el que tiene muchas ganas de trabajar, por lo que quizá los cincuenta años como músico no le queden demasiado lejos.