La sorprendente autoproclamación de Rosa Galindo como presidenta de la Diputación

Rosa Galindo, durante su intervención. / Migue Fernández

La portavoz de Málaga Ahora pide el apoyo del PP y Ciudadanos como hicieron con el venezolano Juan Guaidó

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMERO

«Yo Rosa María Galindo González me declaro a partir de este momento presidenta de la Diputación Provincial de Málaga, con lo cual nos ahorramos el debate y podemos dar por concluso este pleno de investidura». Con esta sorprendente declaración, que ha llamado la atención de los asistentes, ha comenzado esta mañana la portavoz y única diputada de Málaga Ahora su discurso en la sesión extraordinaria para elegir al nuevo presidente de la institución provincial.

Después de que el pasado 30 de enero, en un pleno ordinario de la institución provincial, se aprobara por el PP y Ciudadanos una moción instando al Gobierno de España a reconocer al autoproclamado presidente de Venezuela Juan Guaidó, Galindo ha querido emular al dirigente venezolano y por ello ha pedido el respaldo de populares y naranjas que « tuvieron a bien apoyar en iguales circunstancias al autoproclamado presidente de Venezuela. Con ello espero recibir inmediatamente los apoyos del señores gemelos, (Pablo) Casado y (Albert) Rivera».

Más...

No quedaron ahí sus críticas en una intervención cargada de ironía con una fuerte carga de denuncia política. La dirigente de Málaga Ahora ha reclamado el apoyo de Pedro Sánchez, así como el del Elías Bendodo y Francisco Salado porque «no pasaron por unas elecciones directas» para ser elegidos uno presidente del Gobierno y los otros dos presidentes de la Diputación.

«Y no dudamos del apoyo del Jefe del Estado español Felipe VI y su familia Borbón, que tienen dilatada experiencia en ejercer cargos de responsabilidad sin pasar por las urnas. Espero contar con todo el apoyo de nuestros principales aliados y referentes democráticos globales: Arabia Saudi, Marruecos, Israel, Guinea Ecuatorial, y Omán», ha añadido.

Asimismo, Rosa Galindo ha manifestado que dado que el PP tiene «buenas relaciones» con Vox, su autoproclamación como presidenta de la Diputación «contará con el apoyo» de Steve Bannon -exasesor de Donald Trump y que ha asesorado en campañas a formaciones ultras en Europa- «y todas sus redes globales, con baluartes de la democracia como: Donald Trump, Bolsonaro, Le Pen y Salvini.

«Con todo ello creemos poder afirmar que aglutinamos toda la legitimidad democrática para autoproclamarnos gobierno de la Diputación de Málaga y damos por concluido este pleno», ha apostillado Galindo, quien ha calificado esta introducción como «un ejercicio práctico de posverdad».

La portavoz de Málaga Ahora ha calificado, asimismo, de «surrealista» que ante la imposibilidad legal de votar no a la candidatura de Francisco Salado hayan tenido que presentar su propia candidatura a la presidencia de la Diputación y arremetió contra el hecho de que los integrantes de la Diputación no sean elegidos directamente sino de manera indirecta.

«Hoy sentimos que alimentamos una farsa: estamos eligiendo Presidente de esta Diputación, eso sí democráticamente, un grupo de diputados que ni siquiera hemos sido votadas de manera directa para estar aquí», ha afirmado antes de dar paso a enumerar los motivos que le han llevado a no apoyar a Salado, entre los que ha citado, entre otros, el «sistemático incumplimiento» de las medidas políticas aprobadas en pleno, el «desmantelamiento o abandono» de centros de atención, la «precariedad laboral» de los trabajadores de la institución, la política de externalización de servicios o «la inoperancia» para dar solución a los problemas de vivienda o medio ambientales.

El único portavoz que ha respondido a este discurso ha sido Gonzalo Sichar, de Ciudadanos, quien ha criticado la forma de actuar de «la extrema izquierda, que aprovechando un día de fiesta democrática en Málaga sale en defensa de un tirano como (Nicolás) Maduro».

«Hoy no teníais que poneros en evidencia manifestando vuestro apoyo a un violador de los derechos humanos que detiene a periodistas y manda a matones a las calles», ha subrayado Sichar, quien ha añadido que sólo comparte con el discurso de Málaga Ahora la reivindicación de que los diputados provinciales sean elegidos de manera directa por los ciudadanos.