El Puerto ordena el desahucio de la exmujer del farero de Calaburras

El faro de Calaburras tiene una vivienda en forma de chalé en su base. /Sur
El faro de Calaburras tiene una vivienda en forma de chalé en su base. / Sur

El empleado público dimitió en octubre y ella se quedó viviendo en el que había sido el domicilio conyugal hasta entonces

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

La Autoridad Portuaria ha ordenado hoy el desahucio de la exmujer del farero de Calaburras, en Mijas. Lo ha hecho mediante la publicación de la notificación oficial en el Boletín Oficial del Estado (BOE), después de diversos intentos de notificarlo por otras vías legales, y le da dos meses para que encuentre un nuevo domicilio. La historia se remonta al mes de octubre del año pasado, cuando la pareja se divorció, según explicaron fuentes portuarias. Él, técnico de señales marítimas de esta importante infraestructura de navegación, presentó la dimisión ante la Autoridad Portuaria y se marchó. Ella, en cambio, siguió viviendo en el que había sido el domicilio conyugal. Y es que esta estructura cuenta con una vivienda en forma de chalé con un pequeño jardín, en su base.

Los responsables portuarios pusieron de relieve que se ha producido una situación «anómala», por cuanto ella no puede permanecer allí, en la medida en que las casas adosadas a los faros son exclusivamente para el personal de servicio técnico, y ella no lo es. De hecho, oficialmente se considera un «dominio público con acceso a una baliza». El Puerto le ha dado un plazo de dos meses, a partir de mañana, para que consiga una nueva vivienda y se mude.

El BOE publica en su edición de hoy una notificación, fechada el pasado 10 de junio y firmada por el presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga, Carlos Rubio, en la que se ordena el desahucio administrativo de la mujer, conforme a la decisión adoptada por el consejo de administración de este organismo el 24 de abril. La afectada tiene derecho a interponer un recurso de reposición en un mes ante la presidencia de la Autoridad Portuaria; o presentar un recurso Contencioso-Administrativo.