Los empresarios piden que las playas estén en servicio todo el año para atraer a turistas en invierno

Teresa Porras, Manuel Villafaina y Paco Franco Duro, esta mañana en La Malagueta. /Germán Pozo
Teresa Porras, Manuel Villafaina y Paco Franco Duro, esta mañana en La Malagueta. / Germán Pozo

Los expertos avanzan que este verano no llegarán enjambres de medusas a las playas de Málaga como ocurrió el año pasado

Juan Soto
JUAN SOTOMálaga

Los empresarios de playas quieren que el litoral de Málaga esté en perfecto estado todo el año y no sólo en verano. El presidente de la Asociación de Empresarios de Playas, Manuel Villafaina, ha considerado que el clima de Málaga ya es tropical, al igual que ocurre en Canarias, por lo que la ampliación de este servicio permitiría la llegada de turistas en invierno y favorecería al empleo. «Siempre promocionamos el verano, pero el turista dice que debemos promocionar el invierno porque hay 25 grados de diferencia con su país», ha dicho.

Durante la presentación de la temporada de playas, Villafaina se ha congratulado de las diferentes Q de calidad que han obtenido las playas de la capital y ha presumido de que cuentan con «las mejores infraestructuras de Europa». Por ello ha dicho que le falta ampliar estos servicios al resto del año. «El turista quiere tener su hamaca, su restaurante y su chiringuito, y es importante que se mantengan estos servicios todo el año».

En este inicio de la temporada de baño, el responsable de la Cátedra del Litoral de la Costa del Sol, Paco Franco, se ha mostrado convencido de que este verano no llegarán enjambres de medusas a la playa porque hemos vivido un invierno y una primavera especialmente secas. Detalla que las medusas están atrapadas en alta mar por unas corrientes circulares que hay en la zona del mar de Alborán, por lo que la ausencia de lluvias no va a hacer posible que lleguen como ocurrió el verano pasado. «El año pasado llegaron porque las lluvias del inicio del verano desdibujaron las corrientes, pero este año están muy bien formadas, resume.

Sobre este problema, el también profesor de la UMA ha explicado que están a la espera de de que tanto la Junta de Andalucía como el Gobierno central autoricen un protocolo de actuación contra las medusas. Este proyecto, que se activaría sólo en el caso de detectarse grandes enjambres, permitiría actuar contra ellas en alta mar y evitar que lleguen a la zona de baño, «aunque para ello es necesario que se coordinen todos los ayuntamientos y administraciones».

Durante le izado de la bandera de la Q de calidad en la playa de La Malagueta -que la ha obtenido por primera vez-, la concejala responsable del área de Playas, Teresa porras, ha recordado que Misericordia, El Dedo, El Palo, Pedregalejo y La Caleta también tienen esta distinción. Del mismo modo ha valorado que Málaga ha renovado la bandera pediátrica verde, una distinción que se concede en Italia a las playas que disponen de todos los servicios y que cuentan con las máximas garantías para las familias con niños.

En la capital hay 15 playas con 13,5 kilómetros de extensión a los largo del total del litoral que alcanza los 17,5 kilómetros. En esta extensión se sitúan . En cuanto a los lavapies, hay instalados 45. Cada uno de estos equipamientos cuenta con más de un grifo por lo que en total hay más de 300 puntos de agua a disposición de los bañistas. En este espacio también se distribuyen los 3.416 metros lineales de pasarela de hormigón, 28 aseos, 7 módulos sanitarios (dos más que el pasado año) y 7 módulos para personas con movilidad reducida.