Ciudadanos denuncia la paralización del recrecimiento de La Concepción

La presa de La Concepción es demasiado pequeña para el consumo de la Costa. /Josele-Lanza. Archivo
La presa de La Concepción es demasiado pequeña para el consumo de la Costa. / Josele-Lanza. Archivo

El diputado malagueño Guillermo Díaz critica que en tres años de gobiernos del PP y el PSOE no ha habido ningún avance en un proyecto clave para el abastecimiento de agua en la Costa

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

El diputado de Ciudadanos por Málaga Guillermo Díaz presentó a finales del año pasado la enésima pregunta al Gobierno sobre la marcha de los trámites para llevar a cabo el recrecimiento de la presa de La Concepción, una actuación clave para garantizar el abastecimiento de agua a la Costa del Sol, especialmente en verano y en un escenario de crecimiento permanente de la población. La respuesta ha indignado a esta formación, por cuanto es idéntica a otras remitidas anteriormente.

Básicamente, la escueta contestación dicta que se trata de un asunto «de enorme complejidad técnica que requiere un profundo y detallado analisis». Por ello, los equipos técnicos del Ministerio para la Transición Ecológica han analizado el anteproyecto y el documento técnico remitido por la Consejería de Medio Ambiente en 2017. En la actualidad, los equipos de ingenieros del Gobierno central y de la Junta «trabajan con el objetivo de establecer una solución satisfactoria que permita materializar la actuación».

«Es un despropósito que nos respondan una y otra vez lo mismo», asegura Díaz, visiblemente indignado. «El recrecimiento del embalse de La Concepción fue una enmienda de Ciudadanos que obedece a la necesidad de asegurar el suministro de agua en La Costa del Sol», comenta, y recuerda que en los Presupuestos vigentes (los últimos elaborados por el PP tras el cambio al frente del Ejecutivo) hay una partida de un millón de euros, que se introdujo gracias a una propuesta de Ciudadanos, y que hizo posible que esta infraestructura entrara en las cuentas públicas por primera vez desde hace más de una década. En concreto, habría que remontarse a 2006 para encontrar la anterior, que es evidente que no se ejecutó.

«Ni PP ni PSOE han tenido un plan para asegurar el abastecimiento de agua en la provincia. Sencillamente se echan la culpa uno a otro dependiendo de quién gobierne», añade, y recuerda que los socialistas «directamente lo sacaron» de las cuentas para este ejercicio, que no se han llegado a aprobar, lo que ha motivado el adelanto electoral. «Y mientras tanto, Málaga se seca», se lamenta Díaz.

La propuesta que está en vigor, y que fue redactada por la Junta, pretende triplicar la capacidad de almacenamiento de agua, que actualmente es de sólo 61,85 hectómetros cúbicos. Para ello, la solución técnica acordada pasa por ejecutar un segundo cierre aguas abajo del actual, lo que ampliará el vaso hasta los 180 hectómetros cúbicos, y se convertirá así en el mayor de la provincia, por delante incluso del de La Viñuela (165,43 hm3).