Pintadas en fachadas, coches y motos en El Palo

Fachada con pintadas en un edificio de Salvador Allende./
Fachada con pintadas en un edificio de Salvador Allende.

José Manuel Alday
JOSÉ MANUEL ALDAY

Paredes, coches y motos amanecieron el domingo pintarrajeados en varias calles de El Palo en una muestra más del gamberrismo al que estamos tan acostumbrados y sorprendidos al comprobar que no hay forma de ponerle freno. La calle Pedraza Páez, así como la fachada de varios edificios de la avenida de Salvador Allende, amanecieron sembradas de garabatos realizados con spray de varios colores. Pero no quedó ahí la cosa, pues varios vehículos e incluso también algunas motos fueron también pintados.

Según los vecinos, las pintadas se hicieron de madrugada y las habría realizado un grupo de jóvenes alojados en apartamentos turísticos de la zona, lo que estaría siendo investigado por la policía para tratar de identificarlos y proceder a sancionarlos. «Por si no fuera bastante con lo que ya tenemos aquí, ahora además sufrimos las consecuencias de los que vienen de fuera», se quejaba ayer un vecino.

Los vehículos tampoco se han librado.
Los vehículos tampoco se han librado.

Conviene recordar que la Ordenanza de Convivencia municipal contempla la prohibición de realizar toda clase de grafitis, pintadas, manchas, garabatos, escritos, inscripciones o grafismos sobre cualquier elemento del espacio público. La realización de dichas conductas tiene la consideración de infracción leve, siendo sancionada con multa de hasta 750 euros, salvo que el hecho constituya una infracción más grave al pintar equipamiento público, caso en el que la sanción sería de 750 a 1.500 euros. De 1.500 a 3.000 euros es la sanción establecida para las pintadas realizadas en monumentos o bienes protegidos, casos que están catalogados como muy graves. Está claro que si no hay civismo y concienciación, y no la hay, multa al canto.

Zona del hundimiento.
Zona del hundimiento.

Calle Maestro Alonso: hundimiento de la acera

En la calle Maestro Alonso, en el barrio Jardín de la Abadía, distrito de la Carretera de Cádiz, hay un hundimiento en la acera de dicha calle, según advierte un ciudadano de aquella zona, que envía unas fotografías a esta sección en las que se aprecia ese desperfecto.

Una incidencia que debería ser corregida, pues el hundimiento puede ir a más y ya en las condiciones en las que el deterioro se encuentra en la actualidad podría dar lugar a que alguna persona que transite por esa zona se caiga y acabe lesionándose.