Dani Pérez propone ampliar el Palacio de Ferias de Málaga y construir un hotel en la zona

Pérez, este lunes frente al Palacio de Ferias y Congresos. /Ñito Salas
Pérez, este lunes frente al Palacio de Ferias y Congresos. / Ñito Salas

El candidato socialista acusa al alcalde de «dejar escapar oportunidades» para atraer profesionales e impulsar el turismo de congresos

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El enorme autobús rojo que traslada al candidato del PSOE a la Alcaldía de Málaga, Dani Pérez, paró este lunes a las puertas del Palacio de Ferias y Congresos. Los socialistas proponen ampliar el edificio, que cuenta con una superficie de exposición de 17.000 metros cuadrados repartidos en dos pabellones, dos auditorios, dos salas de conferencias, una sala de exposiciones, quince salas multiusos, tres zonas de restauración y un aparcamiento para 1.200 vehículos. Estas instalaciones, capaces de albergar a más de 20.000 visitantes, se han quedado pequeñas. Así lo considera Pérez, en busca de «altos ejecutivos y ejecutivas que acuden a las convenciones que se celebran en distintos puntos de España». Para atraer a este segmento, el candidato del PSOE también se compromete a promover la construcción de un hotel en la zona «que permita el alojamiento» de estos profesionales.

El portavoz socialista reivindica el perfil de estos visitantes: «Suelen hospedarse en hoteles de lujo, comer en restaurantes caros y, si les gusta la ciudad, acaban volviendo». Por eso detallan que, en caso de acceder al Gobierno tras más de dos décadas de mandatos del PP, a reformar el Palacio gestionado por la empresa municipal Promálaga: «Ahora no reúne las características necesarias para absorber la demanda existente y además se trata de una entidad con considerables pérdidas anuales que obligan al Ayuntamiento a inyectar dinero de todos». Pérez también critica la programación del recinto, que en su opinión «ha ido empeorando de manera considerable en los últimos años, dejando escapar oportunidades de atraer congresos de enorme relevancia que han preferido marcharse a otras ciudades, lo que denota que tenemos un problema».

Los socialistas insisten en que las salas del edificio «se han quedado pequeñas de acuerdo con las necesidades y demandas existentes» y adelantan que, para permitir la construcción de un hotel, reservarán suelo cercano «para alojar a estos visitantes», además de mejorar las conexiones con los medios de transporte públicos: «En ciudades como Madrid o Barcelona existen conexiones directas con autobús o metro, pero aquí nos encontramos con una parada de autobús que se encuentra más de 200 metros de distancia, en mitad de la nada y obligando a cualquiera que cruzar una ciudad fantasmal». Pérez aprovechó la reivindicación para señalar al alcalde, Francisco de la Torre, como «gran responsable de esta situación de desventaja de la que partimos».

La reforma del Palacio de Ferias y Congresos, vaticinan los socialistas, reactivará el turismo de congresos: «Así se contribuiría a dinamizar la economía local, prácticamente inexistente en el entorno del recinto, porque el cambio repercutirá positivamente en otros sectores como el taxi o los comercios». El candidato socialista asegura que la sociedad pública debería aspirar a acoger grandes citas gastronómicas y de otros sectores, convencido de que «el crecimiento de Málaga debe venir también de la mano de unas infraestructuras capaces de asumir el potente turismo de congresos, en auge y con grandes posibilidades en los próximos años».