Ocupación de un carril bici en Ciudad Jardín

Ocupación de un carril bici en Ciudad Jardín

Denuncian que los conductores no respetan este espacio reservado a ciclistas junto al colegio Sagrada Familia

José Manuel Alday
JOSÉ MANUEL ALDAY

Circular en bicicleta por la ciudad no es fácil, y menos aún cuando el carril bici está ocupado por vehículos. Un lector envía al periódico unas fotografías captadas en Ciudad Jardín en las que aparecen varios vehículos estacionados en el carril bici, imposibilitando de esta forma que los ciclistas puedan circular por él. «Con estas fotografías quisiera denunciar el incivismo de la gente con los carriles bici», dice. «Esto no es Amsterdam pero poquito a poco podemos ir empezando a cambiar. Tenemos mejor clima que ellos para que nos ganen en uso de la bici», dice irónicamente. Las fotografías que envía están tomadas junto al colegio Sagrada Familia, y en una de las imágenes se observa cómo un ciclista recrimina a los conductores de los vehículos que estén estacionados en el carril bici.

«La respuesta que recibió el pobre no es digna de ser expuesta», señala este ciudadano. Ciertamente es frecuente ver imágenes de personas que no respetan el uso de los carriles bici, ya sea estacionando vehículos como en este caso, o poniendo obstáculos en el mismo. Así que en demasiadas ocasiones los ciclistas tienen que enfrentarse con paciencia a la aparición de estos imprevistos cuando van circulando, lo que hace que les sea bastante complicado circular en bici por la ciudad, sobre todo en las horas punta, sin tener que esquivar a un coche parado en el carril o sin encontrarse un camión de reparto que les corta el paso.

Ya hemos recogido en otras ocasiones que en calles como Armengual de la Mota, Don Juan de Austria, Mármoles o Martínez Maldonado algunos conductores suelen utilizar de manera indebida el carril destinado a los vehículos de dos ruedas, aunque sea durante unos minutos y pese a que los viales están bien señalizados y separados de la calzada. Una infracción que en el caso de los repartidores de mercancías es aún peor y supone mayor peligro, ya que suelen ser camiones o furgonetas de grandes dimensiones que ocupan ambos sentidos del trazado para ciclistas.

Otros tramos obligan al ciclista a extremar la prudencia al tener que sortear diversos obstáculos debido al deficiente diseño de los carriles, pues en algunos casos los carriles rodean árboles, quioscos, casetas, cuando no están situados justo delante de paradas de autobuses o de contenedores, por lo que hay que circular muy lento para evitar cualquier contratiempo. En otros casos los carriles comparten aceras estrechas que obligan a los ciudadanos a invadir el espacio ciclista al disponer de poco espacio.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos