La memoria viva de un hombre «bueno»

Moreno, en el momento de depositar un canasto de flores ante el monolito que recuerda al edil. /Salvador Salas
Moreno, en el momento de depositar un canasto de flores ante el monolito que recuerda al edil. / Salvador Salas

El presidente de la Junta y del PP-A, Juanma Moreno, asiste al homenaje anual a José María Martín Carpena y apela a no olvidar «nunca, nunca, el enorme daño que causó ETA a la sociedad española»

ANTONIO M. ROMEROMálaga

La del 15 de julio es una fecha más de las numerosas que aparecen en el negro almanaque de muerte, dolor y familias destruidas que ETA dejó a lo largo de sus más de seis décadas de macabra historia de asesinatos y atentados. Hace 19 años, aquel día de verano cayó en sábado; Maná daba un concierto en La Malagueta y la Málaga marinera se preparaba para vivir al día siguiente su día grande con la festividad de la Virgen del Carmen. Un velo negro lo cubrió todo cuando el etarra Igor Solana Matarrán, del 'comando Andalucía', disparó su pistola asesinando al edil José María Martín Carpena a las puertas de su casa en el barrio de Nueva Málaga, en presencia de su esposa e hija, cuando salía para asistir a un pregón de la peña La Biznaga.

Desde aquella aciaga fecha, el PP y el Ayuntamiento de Málaga rinden un anual homenaje al que fuera concejal de los distritos de Puerto de la Torre y Carretera de Cádiz con una ofrenda floral ante el monolito que recuerda su figura en el Parque Huelin de la capital. Un sencillo y emotivo acto al que este lunes acudió Juanma Moreno. Aunque lo hizo en su calidad de líder de los populares andaluces no se puede obviar que fue la primera vez en que un presidente de la Junta acudió al homenaje de un hombre «bueno», como lo definió el propio Moreno, a quien Martín Carpena sustituyó en 1997 en el Ayuntamiento de la capital.

A pesar del calor fue un acto muy concurrido en el que representantes políticos y ciudadanos anónimos arroparon a la viuda, Elvira Calvente, a su hija, Mariché, y al hermano del edil, Ángel Martín Carpena. Junto a Moreno, estuvieron presentes en la ofrenda floral (hasta una quincena de ramos y canastos de flores se depositaron a los pies de la escultura), el alcalde de la capital, Francisco de la Torre; la subdelegada del Gobierno en la provincia, la socialista María Gámez; la delegada de la Junta en la provincia, Patricia Navarro; el consejero de Presidencia y presidente del PP de Málaga, Elías Bendodo; el expresidente de los populares en la provincia, Joaquín Ramírez; el presidente de la Diputación Provincial, Francisco Salado; el diputado del PP Pablo Montesinos y su homólogo de Ciudadanos Guillermo Díaz; el parlamentario autonómico popular Miguel Ángel Ruiz; concejales actuales y de otros mandatos del PP; una representación amplia de ediles socialistas (no acudió su portavoz, Daniel Pérez, por estar fuera de la ciudad); el portavoz de Adelante Málaga, Eduardo Zorrilla, y su homóloga de Ciudadanos, Noelia Losada.

Una vez depositadas las flores, se rezó un 'Padrenuestro', dirigido por el diputado provincial Manuel Marmolejo, y se guardó un minuto de silencio en un ambiente de recogimiento al que puso fin una cerrada ovación de los presentes, en algunos de los cuáles, afloraron en sus ojos y mejillas lágrimas de emoción.

Juanma Moreno, en declaraciones a la prensa, tuvo un sentido recuerdo para Martín Carpena, a quien recordó como una persona con una enorme capacidad de trabajo, alegre, vitalista y bondadoso, y lanzó un mensaje claro para que la negra historia de ETA no caiga en el olvido ni en el blanqueamiento que desde algunos sectores se quiere promover después de que en 2017 la banda terrorista anunciara su disolución tras ocho años sin cometer atentados.

«Hoy queremos recordar la memoria de un hombre bueno. Un servidor público que hace 19 años fue vilmente asesinado delante de su familia. Eso nos tiene que llevar a todos a que no hay que olvidar nunca, nunca, nunca, el enorme daño que causó a la sociedad española la banda terrorista ETA», subrayó.

Dignidad, memoria y justicia

En este sentido, Moreno sostuvo que su partido en Andalucía y la Junta siempre reclamarán «dignidad para las víctimas; memoria, porque no podemos ni queremos olvidar; y justicia para que esos 300 asesinatos que quedan sin resolver sean aclarados y sus culpables paguen las penas».

Recordó que la banda terrorista fue vencida gracias a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, a la acción de la Justicia, a una sociedad demócrata y a un Estado de derecho fuerte capaz de vencer al terrorismo. «Como seremos capaces de vencer a cualquier obstáculo siempre que estemos unidos», añadió.

Juanma Moreno mandó un abrazo enorme a todas las víctimas del terrorismo y aseguró que Andalucía no va a cejar en el empeño de que la memoria de las víctimas siga siempre viva y presente. Y así, jóvenes como el que se acercó en bicicleta a un grupo de periodistas preguntando por qué había tanto revuelo en el Parque Huelin, conozcan y no olviden ni a Martín Carpena ni el daño infringido por ETA a la sociedad española.