La lista de espera quirúrgica mejora en Málaga, pero empeora la de las pruebas diagnósticas

La lista de espera quirúrgica mejora en Málaga, pero empeora la de las pruebas diagnósticas

Los malagueños aguardan de media cuatro días menos para operarse, pero soportan una demora de 14 días más que hace un año para las exploraciones

Ángel Escalera
ÁNGEL ESCALERAMálaga

La lista de espera quirúrgica de la sanidad pública de Málaga ha mejorado hasta situar a los malagueños en la tercera posición de los pacientes andaluces que menos aguardan para ser intervenidos quirúrgicamente tras los gaditanos y los cordobeses. En el caso de la provincia de Málaga, hay 68 días de demora media para las intervenciones que tienen un plazo máximo de 180 días y de 47 para las que deben llevarse a cabo en 120 días. En cambio, se ha producido un retroceso en el tiempo que transcurre para la realización de una prueba diagnóstica en los centros públicos malagueños (se ha pasado de una media de 20 días a otra de 34).

Según la última actualización de las listas de espera efectuada por la Consejería de Salud, que toma como referencia el pasado 30 de junio (cuyos datos se han colgado en pleno periodo navideño en la página web del SAS sin hacer una presentación pública como en ejercicios previos), había en la provincia de Málaga 5.550 pacientes pendientes de pasar por un quirófano en las operaciones de 180 días, con una demora media de 68 días, lo que supone cuatro menos que los 72 registrados a 30 de junio de 2017. La situación de los enfermos malagueños, según la información del SAS, es mejor que la de la media andaluza, que está en 84 días. Solo Cádiz y Córdoba disponen de unos resultados más positivos que Málaga, con una tardanza media de 59 días y de 62 días, respectivamente. La provincia peor en ese 'ranking' es Granada, con 135 días, seguida de Jaén (88) y de Huelva (82).

Cádiz tiene el mejor dato

En el apartado de las intervenciones de 120 días, la provincia de Málaga cuenta con una demora media de 47 días (solo la supera con un mejor registro Cádiz, con 37 días) y comparte la segunda posición con Sevilla, cuyo promedio también es de 47 días. La media andaluza para las operaciones que no deben exceder los 120 días se sitúa en 59 días. Si se analizan los datos de Salud del 30 de junio de 2017 se observa que los malagueños aguardan ahora seis días menos, al haber pasado la tardanza media de 53 a 47 días. A 30 de junio de 2018 había en los hospitales públicos de Málaga 3.426 pacientes pendientes de entrar a un quirófano para una intervención quirúrgica de 120 días.

Para una primera consulta especializada, los pacientes de Málaga esperan de media 51 días

Por centros hospitalarios, el Regional (antiguo Carlos Haya) ha mejorado sus datos, puesto que está en una demora media de 59 días para las operaciones de 180 días y de 41 para las de 120, cuando en la actualización efectuada en 2017 sus retrasos medios eran de 86 y 52 días, respectivamente. En cambio, el Clínico Universitario ofrece un registro peor del que tenía. Así, la tardanza media en las intervenciones que deben hacerse como máximo en seis meses es de 64 días frente a los 49 de 2017. En las operaciones de cuatro meses ha pasado de 34 días a 33 (casi igual). Otro hospital que ha empeorado sus datos es el Comarcal de Antequera, con demoras medias de 110 y 62 días; el año anterior se encontraba en 95 y 59 días para las cirugías de 180 y de 120 días.

Sí aporta un registro positivo en cuanto al descenso de las tardanzas medias el Comarcal de Ronda, con 58 y 45 días. En la actualización de 2017 estaba en 66 y 70. También mejora el Comarcal de la Axarquía, que tiene 67 y 57 días de demora media frente a los 69 y 62 que presentaba. Por su parte el Hospital Costa del Sol de Marbella ha aumentado su retraso medio en las intervenciones de 180 días (56 cuando hace un año estaba en 48 días) y también ostenta un registro más alto en las operaciones de 120 días (41 días frente a 31).

El lado negativo

Si los resultados en la demora media quirúrgica han experimentado una mejoría en la sanidad publica malagueña, el panorama de las pruebas diagnósticas es más sombrío, ya que ha habido un importante paso atrás en 2018 respecto a los datos difundidos en 2017. Así, a fecha del pasado 30 de junio, había 7.664 pacientes de Málaga aguardando una prueba exploratoria, una cifra solo superada por Granada (10.490 enfermos). Lo más llamativo no es tanto la cifra total de personas pendientes de ser asistidas, sino que la demora media se ha incrementado en 14 días hasta situarse en 34 días (en junio de 2017 había 20 días de tardanza media) y ser la segunda peor de Andalucía. El promedio andaluz es de 43 días. Especialmente preocupante es la dilación de las pruebas diagnósticas en Granada (92 días de media).

El retroceso de los hospitales públicos malagueños en ese apartado guarda relación con los malos resultados del Clínico Universitario, cuya tardanza media se eleva hasta los 54 días, un retraso que contrasta con los 14 días del Regional (antiguo Carlos Haya). Por su parte, los datos de los hospitales comarcales en cuanto a demoras en pruebas diagnósticas son los siguientes:Axarquía, 17; Antequera, 18; Ronda 19 y Marbella, 20.

Por otro lado, también ha habido un empeoramiento en el tiempo medio que aguardan los malagueños para ser vistos por un médico especialista en una primera consulta, al pasarse de 49 a 51 días. El retraso medio andaluz es de 53 días. El peor registro es el de Granada (68 días). En total, hay 50.566 pacientes de Málaga a la espera de una primera consulta especializada. Ese número es el más elevado de Andalucía.

El hospital malagueño con mejor registro en este ámbito es el Comarcal de Ronda, con una dilación media de 45 días para una primera consulta. La cruz de la moneda la tiene el Clínico Universitario, que llega a 58 días de tardanza media. El resto de centros hospitalarios de la provincia de Málaga presentan unas cifras muy parecidas: el Comarcal de la Axarquía, 47; el Regional, 48; el Comarcal de Antequera, 48 y el Costa del Sol de Marbella, 49.

 

Fotos

Vídeos