Inundaciones y caídas de árboles, efectos principales de la tromba en Málaga capital

Caída de un árbol centenario del paseo de Reding. /GERMÁN POZO
Caída de un árbol centenario del paseo de Reding. / GERMÁN POZO

La acumulación de agua en la cubierta provoca el derrumbe de parte del techo del pabellón deportivo de Puerto de la Torre

ÁNGEL ESCALERA , IGNACIO LILLO y JESÚS HINOJOSAMálaga

El centelleo continuo de los relámpagos fue el aviso de que Málaga no iba a librarse de la tormenta. Las fuertes lluvias descargaron durante la madrugada, en especial entre las 03.00 y las 05.00 horas. La tromba de agua que cayó sobre la capital provocó más de 60 incidencias. Las principales fueron inundaciones en calles, viviendas bajas, locales comerciales, garajes y sótanos, así como desprendimientos de árboles, cornisas y farolas. Afortunadamente, no hubo que lamentar daños personales. El hecho de que las fuertes precipitaciones se produjesen de madrugada, cuando había poca gente por las calles y el tráfico era escaso, evitaron males mayores.

Previsión este domingo

En cuanto a la cantidad de agua caída sobre Málaga, el pluviómetro de la depuradora del Atabal recogió unos 48 litros por metro cuadrado en una hora y 60 en la madrugada, mientras que en el embalse del Limonero fueron 39 y 34 en el Palacio de la Tinta (La Malagueta).

Bomberos y Policía Local auxiliaron a seis personas que se encontraban en el interior de sus vehículos. Igualmente, integrantes de Bomberos rescataron de su casa a una mujer impedida, situada en la calle Aristófanes, en la que entró el agua.

La intensidad de las precipitaciones anegó numerosas vías, como la avenida de Andalucía, en el entorno de El Corte Inglés, y parte de la Carretera de Cádiz. Asimismo, se produjeron cortes de tráfico en las calles Juan Gris, Fernando el Católico, César Vallejo, Armengual de la Mota y en la zona de Martirios. El polígono del Guadalhorce se vio muy afectado por la presencia de grandes bolsas de agua. También se registró el corte de la carretera Azucarera-Intelhorce. Igualmente, hubo incidencias en la zona de Los Asperones, así como en las calles Jardinera, Francisco Soto, Amalia Heredia, Brújula o Almogía. Los desvíos de tráfico que se llevaron a cabo fueron constantemente vigilados para evitar el desplazamiento de vallas. También se procedió a recolocar tanto 'new jerseys' como contenedores de basura y tapas de alcantarillado que habían sido desplazados por la fuerza del agua, indicó el Ayuntamiento en una nota.

Otro hecho destacable sucedió en el pabellón de deportes de Puerto de la Torre. La gran acumulación de agua concentrada en la cubierta del edificio originó el derrumbamiento de una parte del techo. Por motivos de seguridad y por precaución, el recinto deportivo de Puerto de la Torre fue cerrado al público. La empresa responsable de la construcción de esta infraestructura deportiva evaluó los daños en coordinación con la Gerencia Municipal de Urbanismo.

Obras del metro

La tromba inundó las obras del metro en varios puntos, tanto en los tajos abiertos al aire libre como en los túneles, sobre todo en la avenida de Andalucía. Los operarios de la constructora (la Ute Sando-Acciona) achicaron ayer miles de litros de agua con bombas. Fuentes de la Junta aseguraron que esta circunstancia no supondrá nuevos retrasos en la ejecución de la obra. Por su parte, aunque quedaron bajo el agua, los restos arqueológicos de la Málaga andalusí descubiertos junto a El Corte Inglés no sufrieron desperfectos.

Debido a la intensidad de las lluvias, un total de 21 semáforos se apagaron en diferentes puntos de la ciudad y dos ellos cayeron al suelo. También se acordonó un tramo de acera en avenida de Andalucía, colindante con los Jardines de Picasso, tras haber cedido la solería.

Incidencias en la capital