Intervienen un barco de Málaga pescando en una reserva protegida en Alicante

Intervienen un barco de Málaga pescando en una reserva protegida en Alicante

Antes de retirar el barco del agua e intervenirlo, los agentes devolvieron al mar las capturas, varias doradas y una morena, al encontrarse aun vivos

EFEALICANTE.

El Servicio Marítimo de la Guardia Civil ha intervenido un barco de Málaga por pescar en la reserva de la isla de Tabarca, en Alicante, y ha sido denunciado por una falta grave que podría ser sancionada con entre 601 y 60.000 euros.

Los agentes sorprendieron el barco mientras estaban de servicio en la Patrullera Río Guadiaro la noche del jueves al viernes 31 de mayo, a las cinco de la madrugada, pescando en el interior de la reserva pesquera de Tabarca, informó ayer la Guardia Civil en un comunicado. Este hecho fue denunciado ante la Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

La Guardia Civil ha recordado que el pasado 17 de mayo los mismos agentes que estaban de servicio a dos millas de la costa de la Albufereta, observaron un arte de pesca a la deriva, conocido como «palangre fantasma», visible solo por uno de sus extremos, en el que tenía atada una garrafa de plástico, color blanco, a modo de boya, que se encontraba flotando. Tenía una longitud aproximada de 250 metros, llevaba atados unos 50 anzuelos y no presentaba ningún tipo de identificación.

Pescaba doradas

Antes de retirar el barco del agua e intervenirlo, los agentes devolvieron al mar las capturas, varias doradas y una morena, al encontrarse aun vivos. El barco se llevó a un depósito y quedó a disposición del Jefe de la Unidad del Servicio Territorial de Pesca de Alicante. La Guardia Civil ha informado de que con esta actuación se ha logrado localizar y sacar del mar «un peligroso método de pesca furtiva», mediante el empleo del sistema conocido como «palangre fantasma», que va flotando a la deriva.