La Hermandad del Rocío de Málaga llega a su nueva sede en la iglesia de la Trinidad

El simpecado ha llegado en carreta hasta las puertas de la iglesia de la Calzada de la Trinidad. /Eduardo Nieto
El simpecado ha llegado en carreta hasta las puertas de la iglesia de la Calzada de la Trinidad. / Eduardo Nieto

El simpecado pasa a ser venerado en una capilla del templo trinitario tras cuarenta años en la parroquia de la Purísima de Gamarra

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

La llegada a Málaga de la Real Hermandad del Rocío, filial de la de Almonte (Huelva), tras participar en la romería de Pentecostés ha tenido este año tintes históricos. El regreso del simpecado ha sido el momento elegido para que llegue a su nueva sede canónica en la parroquia de la Santísima Trinidad, ubicada junto a la calzada de la Trinidad, un templo encuyo compás se encuentra desde hace ya varios años la casa de esta corporación rociera.

Tras cuarenta años teniendo como sede la parroquia de la Purísima de Gamarra, la hermandad aprobó el pasado mes de marzo el cambio a la parroquia de la Trinidad, un traslado que se ha materializado este miércoles con motivo del regreso del simpecado desde la aldea almonteña de El Rocío. Desde la calle Trinidad, en su carreta de plata tirada por bueyes, ha llegado hasta su nuevo templo, donde pasará a ser venerado en una de sus capillas laterales.

A las nueve y media de la noche se ha producido el histórico momento en el que la carreta del simpecado ha accedido a la placeta del Compás de la Trinidad, donde ha sido recibido con cantos rocieros y por los sones de la banda de música del Paso y la Esperanza, que ha interpretado la marcha real y la marcha 'Rocío', al tiempo que se han lanzado 'aleluyas' desde el campanario de la iglesia. El simpecado ha entrado en la iglesia pasadas las diez de la noche para la celebración de una misa de acción de gracias.

Temas

Almonte