Empleo estudiará las necesidades de formación de las empresas andaluzas

SUR MÁLAGA.

La Consejería de Empleo de la Junta de Andalucía va a analizar los requerimientos de formación de las empresas andaluzas con el objetivo de incluirlas en las próximas convocatorias de cursos de Formación Profesional para el Empleo.

La consejera de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Rocío Blanco, presentó ayer en Málaga una experiencia piloto con mesas sectoriales en las que están implicados organizaciones empresariales, sindicales, empresas del sector de la formación y de todas las ramas de actividad generadoras de empleo.

Blanco aseguró que la iniciativa se exportará a las otras provincias, y destacó el carácter participativo e innovador de una experiencia que supondrá un cambio cultural en la elaboración de las convocatorias de cursos formativos, según informó la Junta en un comunicado.

La iniciativa se sustenta en una apuesta por el trabajo colaborativo para conseguir los máximos niveles de eficacia en el área de la Formación Profesional para el Empleo, de forma que la Administración tenga «muy claro» qué necesidades de formación requiere el tejido productivo andaluz.

En las seis mesas, una por cada rama de las actividades que más empleo crean en la provincia, están presentes los sindicatos UGT y CCOO, patronales sectoriales, ACEPMA-CECAP perteneciente al sector de empresas y profesionales de la formación no reglada, parques tecnológicos y empresas que tienen un efecto tractor en su actividad.

En concreto, se han constituido mesas para el sector de la tecnología y la comunicación; el turismo y la hostelería; el sector agroalimentario; el de transporte, logística y comercio; el de servicios a la comunidad y el de la construcción.Cada una contará con personal técnico y dinamizador del Servicio Andaluz de Empleo que recopilará la información necesaria para adecuar la oferta formativa a las necesidades de cualificación, tanto de los trabajadores que están en activo como de las profesiones que demanda el mercado laboral.