Los diez nuevos 'megabuses' de la EMT ya están operativos

Los nuevos autobuses articulados./SUR
Los nuevos autobuses articulados. / SUR

Hoy se incorporan al servicio la totalidad de los nuevos vehículos articulados, con capacidad para más de 150 personas y destinados a las líneas 3 y 11, que son las que más viajeros transportan

Francisco Jiménez
FRANCISCO JIMÉNEZMálaga

La EMT pone este jueves en servicio los diez nuevos autobuses articulados que, con una longitud de 18,75 metros, son los más grandes que jamás han operado en la ciudad. Aunque desde finales de octubre ya se han dejado ver algunos de estos megabuses, es desde hoy cuando se incorporan a la flota estas nuevas unidades que, con casi un metro más de amplitud permiten transportar a más de 150 personas, 20 más que el resto de articulados que integran el parque móvil de la empresa municipal de transporte. Una ocasión que ha sido aprovechada por el alcalde, Francisco de la Torre, para presentar estos autobuses (no pudo hacerlo antes porque lo impedía la campaña electoral), al igual que el miércoles hacía lo propio con los 82 nuevos vehículos de Limasa.

Además, el acto de hoy ha tenido lugar en la parcela junto al recinto ferial donde está previsto que en el futuro se ubique la EMT. De momento, las instalaciones del Camino de San Rafael seguirán operativas unos años, ya que entre otras cosas aún está pendiente de resolver cómo se financian las obras, pero tras una pequeña actuación de pavimentado y vallado ya se pueden utilizar estas instalaciones como aparcamiento para medio centenar de vehículos, lo que permitirá dejar libre la campa de la antigua Siemens que la EMT tiene alquilada como cochera de los vehículos que ya no se utilizan. «Ya pisamos el terreno de la nueva EMT», ha afirmado el regidor antes de subirse a uno de estos vehículos para ver si interior, acompañado por los concejales de Movilidad y de Economía, Elvira Maeso y Carlos Conde, respectivamente.

Con una inversión de 3,39 millones de euros (4,1 si se incluye el 21% de IVA), el Ayuntamiento continúa con el proceso de renovación y modernización de la flota de autobuses urbanos, que ya el año pasado se materializó con la compra de 46 autobuses (15 articulados de 18 metros, 15 de tipología estándar de 12 metros, otros 11 híbridos igualmente de 12 metros, cuatro de 10 metros y un minibús) por un montante de 12,8 millones (15,6 con el IVA).

Como ya informó SUR, estos diez 'megabuses' se moverán indistintamente entre las líneas 11 (Universidad-Alameda-El Palo) y 3 (Puerta Blanca-Alameda-El Palo), las dos macrolíneas que permiten recorrer la ciudad de este a oeste sin trasbordos. La elección no ha sido casual, ya que estas macrolíneas son las que mayor demanda de viajeros tienen (casi seis millones de usuarios al año), además de que su trazado no incluye viales estrechos que dificulten el giro de estos vehículos.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, en el interior de uno de los autobuses.
El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, en el interior de uno de los autobuses. / SUR

Estas nuevas unidades, de la marca MAN con carrocería de la empresa española Castrosua, son un 5% mayores que la medida estándar utilizada hasta ahora en la fabricación de autobuses articulados, y permiten ganar una fila de asientos de forma que ofrecen 41 butacas. Además, en su configuración se puede reservar espacio para dos sillas de ruedas, y disponen de cinco asientos reservados para personas con movilidad reducida (uno más). En cuanto a su equipamiento, al igual que los adquiridos en 2017, cuentan con sistema automático de extinción de incendios, rótulos de línea a color, sistema de videovigilancia interior, puertos USB para recarga de móviles y pantallas interiores que informan de la posición relativa del vehículo dentro de la línea, mostrando el nombre de las próximas paradas así como las líneas con las que hay correspondencia en caso de bajar en cada una de ellas, así como sobre la oferta turística cercana a cada parada. Además, estos diez 'megabuses' disponen de desfribriladores, ampliándose el camino iniciado en las dos líneas circulares (C-1 y C-2), que fueron las primeras del país en estar cardioprotegidas, llegando actualmente a 25 autobuses.

Respecto a las características técnicas, cuentan con la última tecnología en motorizaciones cumpliendo la normativa Euro-6 que elimina las emisiones de partículas a la atmósfera y disminuye la contaminación acústica y las vibraciones. En cuanto al consumo, el gasto en combustible es un 15% inferior.

 

Fotos

Vídeos