El Ayuntamiento de Málaga traslada los mercadillos de La Palmilla, Martiricos y Miraflores

Los empresarios quieren mejorar sus instalaciones. /SUR. Archivo
Los empresarios quieren mejorar sus instalaciones. / SUR. Archivo

El área de Comercio mueve los puestos del paseo de Martiricos a la zona de la Comisaría y adecentará un solar para ubicar el que tiene lugar los martes en La Palmilla

Juan Soto
JUAN SOTOMálaga

El área de Comercio se ha propuesto modificar y reubicar algunos de los mercadillos ambulantes de la ciudad para que los empresarios ganen en visibilidad y mejoren sus ventas. Tras la petición de los comerciantes, el Ayuntamiento ha dado el visto bueno al traslado del de Martiricos y La Palmilla y estudia el cambio de ubicación del de Miraflores de los Ángeles. De todos ellos, el que se celebraba los lunes en la explanada donde se montaba el antiguo Rastro, es el único que ya se ha ejecutado.

Desde el pasado 11 de diciembre, el mercadillo ambulante del paseo de Martiricos se ha trasladado a la plaza de Manuel Azaña, junto a la Comisaría Provincial de la Policía Nacional, lo que ha provocado que los vecinos de esa zona vuelvan a quedarse sin un espacio de dichas características. Desde el Ayuntamiento explican que el cambio se debe a que la explanada en donde se instalaban los puestos es de propiedad privada y los dueños de este terreno ya han notificado al Consistorio el comienzo de las obras de una promoción de viviendas. Por ello, el cambio de ubicación será definitivo. Tras la desaparición del antiguo Rastro de los domingos (que ahora se monta en la zona de Cortijo de Torres), los vecinos de esta barriada recuperaron un mercadillo ambulante en mayo 2013, por lo que se ha estado montado cerca de seis años.

De los otros dos cambios previstos, el de Palma-Palmilla se espera que sea el más inminente. La concejala responsable del área, Elisa Pérez de Siles, explica que el recinto comercial de los martes, que actualmente se celebra en el Paseo María Ángeles Arroyo Castro, se trasladará en los próximos meses a una nueva parcela ubicada junto a al centro de Servicios Sociales Comunitarios. Al parecer, esta modificación se realizará cuando la pastilla de terreno se urbanice, ya que actualmente está terriza. Para ello, el área de Comercio ha logrado incluir dentro de las Inversiones Financieramente Sostenibles una partida para ejecutar dicha actuación, que es demandada desde hace meses por los propios empresarios para instalarse en un espacio con más paso comercial y que sea más seguro que el anterior.

Busca una nueva ubicación para el que se instala los viernes en la calle Marqués de Oviedo

El tercer mercadillo en discordia es el que se celebra los viernes en la calle Marqués de Oviedo, en la zona de Miraflores de los Ángeles. De momento, esta actuación es la única que aún no ha sido autorizada por el Ayuntamiento de Málaga pero se encuentra en estudio. Desde la Asociación de Vendedores Ambulantes AVAM explican que este espacio se ha quedado muy pequeño y encajonado en una calle con poco paso de potenciales clientes. Según su presidente, Juan Rojas, el área está buscando el mejor lugar disponible, pero el problema es buscar una ubicación en donde no molesten al vecindario y que resulte mínimamente comercial. «Confiamos en que este cambio tampoco se retrase mucho», dice.

Peticiones empresariales

La actuación del Ayuntamiento en estos tres casos responde a la necesidad de atender las peticiones de unos empresarios que se quejan desde hace años de la competencia feroz que sufren por parte de otros modelos comerciales. En esta línea, los vendedores demandan una apuesta decidida del área de Comercio que les permita mejorar las instalaciones y, sobre todo, el acceso de los clientes. En otras ocasiones incluso han solicitado que se mejoren las conexiones o se informe mejor a al ciudadanía del día en el que se realiza el mercadillo en cada barrio. En esta línea, desde la asociación de vendedores ambulantes «la capacidad de atracción» que tienen estos recintos en los municipios. «El día del mercadillo se convierte en el día más comercial del barrio porque la gente ya va condicionada a que va a comprar, y si no lo compran allí, lo harán en las tiendas que haya alrededor», reflexiona Juan Rojas.

 

Fotos

Vídeos