Nuevo traslado a la Casa de Botes de migrantes llegados al puerto de Málaga

Traslado a la Casa de Botes, ya por la noche. /Miguel Fernández
Traslado a la Casa de Botes, ya por la noche. / Miguel Fernández

Este espacio, perteneciente a la Autoridad Portuaria, está sirviendo para acoger a los llegados, ante la falta de otros espacios. Hoy, otros seis migrantes han sido trasladados al puerto

F. T./SURMálaga

La Casa de Botes, perteneciente a la Autoridad Portuaria, se ha convertido en las últimas horas en 'centro de acogida' de los migrantes llegados a Málaga. Allí fueron trasladados los 100 que permanecieron casi 12 horas embarcados ante la falta de un sitio donde ser acogidos, y también está ocurriendo lo mismo con parte de los, 187 nuevos migrantes que arribaron ayer al Puerto de Málaga en una jornada intensa en el que 361 personas llegaron la madrugada del viernes, sobre las 05.00 horas, a bordo de la embarcación de Salvamento Marítimo 'Mastelero. Los 187 nuevos llegados también permanecían en la embarcación esperando para ser trasladados a San Roque a lo largo de la jornada. En la tarde del sábado, quedaba un grupo de 70 migrantes en las instalaciones porturarias, que serán trasladados este domingo a las 9 de la mañana a San Roque.Mientras, otros seis varones de origen magrabí, recatados a 10 millas al sur de Nerja, también han sido trasladados al puerto y, posteriormente, a los calabozos para tramitar su expulsión.

Y es que estos días, el operativo de asistencia en tierra, formado por efectivos de Cruz Roja, Guardia Civil, Policía Portuaria y Policía Nacional, se ha encontrado con la dificultad añadida de la falta de espacio para ubicar a los migrantes, una situación extraordinaria que evidenció la falta de entendimiento entre administraciones y abrió un enfrentamiento político ayer entre el Ayuntamiento y la Subdelegación del Gobierno.

Según informaron desde Cruz Roja, la mayoría de los migrantes son de procedencia magrebí y subsahariana. Todas las mujeres y los niños (75 personas según fuentes municipales) fueron trasladadas al Centro de Baja Exigencia de Málaga, ubicado en San Andrés.

De hecho, fuentes municipales señalan que de nuevo el Ayuntamiento de Málaga se está encargando de la alimentación de los migrantes hasta que puedan ser llevados a otro sito, en principio al Centro de Recepción de Inmigrates de San Roque. A primera horas de la tarde, en la Casa de Botes, habría unas 80 personas, entre hombres y mujeres, que permanecerán allí hasta que puedan ser trasladados. Los que sí han salido ya del barco que les trajo al puerto de Málaga anoche con destino a San Roque ha sido otro grupo, aún sin cuantificar.

Además, esta misma mañana, sobre las 12.30 horas, operarios de Salvamento Marítimo han rescatado a 73 personas que navegaban en tres pateras por aguas del mar de Alborán. Seis de estos migrantes han sido trasladados al puerto de Málaga tras recibir auxilio en alta mar del 'Salvamar El Puntal'.

Miguel Fernández

Ayer, tras trasladar a 190 hombres en autobús a San Roque de forma escalonada (los 130 que llegaron la noche del jueves, también). A las once de la mañana se frenó el transporte, por lo que unos 200 migrantes permanecieron casi doce horas sin abandonar la embarcación. En torno a las 19.00 horas quedaba un centenar a la espera de que se autorizase su traslado por lo que las autoridades comenzaron a buscar un lugar donde pudieran pasar la noche, que terminó siendo la Casa de Botes de la Autoridad Portuaria. Esta misma mañana, sobre las 9.00 horas, comenzó el traslado de este centenar de personas al Centro de Atención Temporal de Extranjeros (CATE) del muelle de Crinavis, en San Roque (Cádiz), según informan desde la Subdelegación del Gobierno en Málaga.

El Ayuntamiento emitió un comunicado criticando la gestión del Gobierno en el operativo. Señaló la «imprevisión, descoordinación y falta de medios», apostillando que «no ha habido capacidad de respuesta hasta el punto de que el autobús necesario para los traslados estaba averiado».

Noticia relacionada

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos