Arrestan a un joven acusado de dar un botellazo a otro en la cabeza en la feria

Agentes del GOA en una imagen de archivo. /SUR
Agentes del GOA en una imagen de archivo. / SUR

La víctima acudió a los agentes de la Policía Local con la cabeza ensangrentada y dio la descripción del sospechoso

Alvaro Frías
ALVARO FRÍAS

Al disolverse la pelea en el real de la Feria de Málaga, entre el tumulto, apareció un joven con la cabeza completamente ensangrentada. Pedía ayuda mientras aseguraba que le habían dado un botellazo en la cabeza. Arrancaba así una actuación de la Policía Local que acabó con la detención del presunto autor de los hechos, otro joven de 20 años de edad y de nacionalidad española.

Los hechos tuvieron lugar durante la madrugada del pasado jueves. Sobre las 06.40 horas, varias personas requirieron la presencia de los agentes del Grupo Operativo de Apoyo (GOA) de la Policía Local de Málaga, que se encontraban trabajando en el dispositivo de seguridad de la feria.

Los requirientes les contaron que se estaba produciendo una pelea en las inmediaciones de la zona de botellón del real. Inmediatamente, los efectivos del cuerpo de seguridad local procedieron a disolver la riña.

Las fuentes consultadas por este periódico han precisado que fue entonces cuando se acercó hasta ellos la víctima, un joven de 22 años y de nacionalidad española. Con la ropa manchada de sangre, y una herida abierta en la cabeza, contó a los agentes del GOA que un chico se había acercado a él para pedirle un cigarro. Tras ello, comenzó una discusión en la que el otro joven acabó golpeándole con una botella de cristal, según la versión que ofreció la víctima.

El herido, que tuvo que ser trasladado al hospital Clínico, necesitó puntos de sutura

El joven dio una descripción de las características del sospechoso a los policías locales. Los agentes le localizaron poco después, durante otra pelea que se volvió a producir en la misma zona que en la anterior ocasión y en la que participaban las mismas personas.

Fue el denunciante quien lo reconoció. Así, los agentes del Grupo Operativo de Apoyo procedieron a la detención del sospechoso. En cuanto al otro joven, fue trasladado hasta el hospital Clínico de la capital, ya que necesitaba puntos de sutura para cerrar la herida.

También dentro del real, durante el dispositivo de feria, los agentes del GOA tuvieron que intervenir en otra pelea que se produjo durante la madrugada siguiente. Fue en la calle José Blázquez El Maño del citado recinto ferial. Sobre las cuatro de la mañana se producía una reyerta en esta zona, después de que los porteros de una de las casetas echaran del local a un grupo de jóvenes.

Tras disolver a las partes, cuando se entrevistaban con una de las jóvenes que, supuestamente, estaba involucrada en la pelea, uno de los agentes acabó herido. Al parecer, la chica, de 21 años y de nacionalidad española, le propinó una fuerte patada, llegando incluso a dañar el teléfono de trabajo del funcionario.

Ante esta situación, el agente, junto con otro compañero, procedió a la detención de la joven, acusada de un delito de atentado a agente de la autoridad. Sin embargo, mientras intervenían, un amigo de la chica, presuntamente, agredió con un fuerte golpe por la espalda a uno de los policías locales, teniendo que ser sujetado por uno de los porteros de la caseta para que parara. Por ello, también fue arrestado, siempre según las mismas fuentes.