Arrestan a un hombre de 65 años acusado de intentar violar a su cuidadora en Málaga

Imagen de archivo. /
Imagen de archivo.

La policía investiga otras tres denuncias de agresiones sexuales en la provincia durante el fin de semana

JUAN CANO y ALVARO FRÍASMálaga

Un ciudadano de 65 años ha sido detenido por la Policía Nacional acusado de intentar violar a su cuidadora, que llevaba poco tiempo trabajando para él. El hombre se mostró muy agresivo y habría llegado a blandir un cuchillo durante el suceso para intimidarla.

Fue la mujer quien dio la voz de alarma la madrugada del domingo y telefoneó a la sala del 091 cuando, según su versión, fue abordada después de la cena por el hombre al que atendía, con el que convivía en un domicilio del barrio malagueño del Tarajal. Una patrulla se desplazó a la vivienda y arrestó al sospechoso.

Es una las cuatro denuncias por abusos o agresión sexual que se han registrado en la provincia de Málaga durante el fin de semanas. En Fuengirola, un hombre de 37 años ha sido detenido por supuestos tocamientos a una joven turista irlandesa en los baños de un bar del paseo marítimo.

Los hechos fueron denunciados por la víctima, que manifestó haber sido abordada por un individuo que, tras aporrear la puerta del aseo, la agarró y comenzó a realizarle tocamientos en sus genitales; incluso, según dijo ella, el hombre intentó quemarla con un cigarrillo. La rápida actuación de una patrulla de la Policía Nacional posibilitó la detención del sospechoso en el lugar de los hechos, según informó ayer la Comisaría Provincial.

También en Fuengirola, otra joven interpuso una denuncia el sábado contra el novio de una amiga, al que acusó de introducirle uno de sus dedos en la vagina mientras pasaba la noche en el domicilio de la pareja, al que fueron a dormir tras salir de marcha. El investigado, de tan sólo 22 años, ha sido detenido por supuestos tocamientos a la víctima.

El único de los cuatro casos que continúa abierto se denunció en la comisaría de la Policía Nacional en Ronda, aunque los hechos descritos por la víctima habrían sucedido en un festival de música en La Muela, una pedanía de la localidad gaditana de Algodonales.

La mujer puso en conocimiento de los investigadores sus sospechas de que había sido agredida sexualmente y que podrían haberle sido suministrado alguna sustancia después de que una familia la localizara dormida en un cuarto de baño y con la ropa interior bajada. Tras su paso por el Hospital de la Serranía de Ronda, se activó el protocolo ante casos sospechosos de delitos contra la libertad sexual.

Incremento

En las últimas semanas han trascendido numerosos casos de supuestos abusos o violaciones en la provincia que avalan la tendencia que muestran las estadísticas que hizo públicas el Ministerio del Interior, las cuales reflejaban un incremento superior al 10% en estos delitos, frente al descenso generalizado de la delincuencia, en la primera mitad del año.

El pasado fin de semana, la policía informó de la detención de un joven de 19 años, de origen paraguayo, acusado de retener a su expareja en un hostal de Marbella y obligarla a tener sexo. Un día antes, en otro comunicado, la comisaría dio cuenta también del arresto de un hombre que, tras conocer a una chica en un pub durante la feria, acabó detenido por «excederse» cuando mantenían relaciones consentidas en su domicilio, al que ella fue voluntariamente.

La semana pasada trascendió la resolución de otros dos casos, ambos avanzados por SUR. Un hombre de 32 años fue detenido por la agresión sexual denunciada por una menor de 16 años, también en la Feria de Málaga, que aseguró que había sido conducida por este a su domicilio mediante engaño y usando algún tipo de sustancia para narcotizarla. Y, por otra parte, la Policía Local arrestó a un individuo de la misma edad como sospechoso de haber realizado tocamientos a tres amigas cuando caminaban por el Centro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos