La Junta supedita el parque en Arraijanal a que el Ayuntamiento le ceda el suelo

Los terrenos de Arraijanal suman medio millón de metros cuadrados. :: sur/
Los terrenos de Arraijanal suman medio millón de metros cuadrados. :: sur

Ambas administraciones deben firmar un convenio para liberar los terrenos y repartirse la financiación de las obras de urbanización de la zona

J. HINOJOSA

Un año y medio después de que quedara definitivamente aprobada la ordenación urbanística para los terrenos de Arraijanal, con la previsión de que parte de ellos serán ocupados por La Academia que gestionará una fundación del Málaga, la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento empiezan a dar los primeros movimientos para hacer realidad el destino principal de este sector: un parque metropolitano. No obstante, esos movimientos están aún en una fase muy inicial pese a que, según el ritmo de etapas establecido por el plan especial de Arraijanal, ya debería estar presentado y definido el proyecto de los trabajos de urbanización y de ejecución del parque.

Fuentes de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio explicaron que, desde finales del año pasado, disponen de un estudio previo para la realización del parque en Arraijanal que lo define como un espacio en el que «la regeneración ambiental y paisajística tendrán un papel determinante, persiguiendo la máxima sostenibilidad de las actuaciones desde un punto de vista ambiental, económico y social». Este estudio, realizado por la arquitecta María López de Asiain, servirá de base a la consejería para contratar la redacción del proyecto de ejecución del parque a lo largo de este año, según indicaron. Una vez que la consejería disponga del diseño definitivo del parque, es cuando pondrá en marcha los trámites para realizarlo.

Pero antes debe salvarse un aspecto fundamental para el desarrollo del proyecto y que se antoja complicado a tenor de las tensiones que suele generar cualquier negociación entre el Ayuntamiento de la capital y el Gobierno andaluz a la hora de repartirse los costes de una actuación. Y es que la Junta no dispone todavía del suelo para el parque, que está en manos del Consistorio, y ambas administraciones deben acordar su entrega en un convenio en el que también deberán repartirse el coste de las obras de urbanización de este ámbito del litoral que aún permanece virgen.

La consejería recalcó, a consultas de este periódico, que para poder realizar el parque debe contar «con la parte de las infraestructuras municipales necesarias para darle servicio y con la disponibilidad de los terrenos por parte del Ayuntamiento». Por su parte, el concejal de Ordenación del Territorio, Francisco Pomares, explicó que está pendiente de mantener un reunión con los responsables de Medio Ambiente para abordar la negociación del reparto de cargas, que confía en que sea «ecuánime». «Ayudaremos en lo que tenga sentido común y suponga un equilibrio lógico. Hay que recordar que la ciudad ha pagado ya la factura de los suelos», afirmó el edil. Según la información recabada por SUR, la obtención de todos los suelos de Arraijanal, mediante expropiaciones y cesiones de derechos edificatorios en otros puntos de la ciudad, ha supuesto un coste estimado de 65 millones de euros para el Ayuntamiento. De esos suelos, la quinta parte aproximadamente, cuya adquisición está valorada por el Consistorio en unos 14 millones de euros, es la que se cederá a la fundación del Málaga para La Academia. Por lo que el valor de los terrenos para el parque sería de unos 51 millones de euros.

Estudio económico

El plan especial de Arraijanal incluye un estudio económico que contempla cuatro apartados. El que abarca las obras de urbanización que son comunes al parque y La Academia, que incluyen trabajos de viario, abastecimiento de agua, red eléctrica, alumbrado, telefonía y gas, está cuantificado en 1,4 millones de euros. El plan prevé que el Ayuntamiento y la Junta se repartan la realización de estas actuaciones, dentro del convenio para la puesta a disposición de los suelos. Y también considera que deben repartirse las dos administraciones un paquete de cargas externas que alcanza la suma de 16,4 millones de euros, y que incluye obras de abastecimiento de agua y un grupo de medidas de saneamiento entre las que se encuentran tres estaciones de bombeo, que suman un importe estimado de ocho millones de euros, y conducciones por valor de seis millones.

Asimismo, el plan contiene una estimación del valor de las obras del parque (17,4 millones de euros) que atribuye en su totalidad a la Junta, y de La Academia (13,3 millones de euros) que endosa al gestor de este equipamiento deportivo. No obstante, todos estos importes no dejan de ser estimaciones de los costes de cada uno de los proyectos a desarrollar en Arraijanal y se concretarán a medida que se vayan elaborando y poniendo en marcha. De ahí que resulte clave que la Consejería de Medio Ambiente redacte el diseño definitivo del parque, y concrete su presupuesto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos