El Senado italiano pondrá hoy fecha a la moción de censura

O. HERNÁNDEZ

roma. Los líderes de los partidos políticos del Senado italiano no lograron llegar ayer a un acuerdo sobre el calendario para afrontar la crisis de gobierno. Después de que el ministro del Interior, Matteo Salvini, se retirara de la coalición; su partido, la Liga, presentó una moción de censura contra el primer ministro Giussepe Conte. El pleno de la Cámara alta será quien ponga hoy fecha a la sesión que podría acabar con el Ejecutivo. Italia ha puesto en marcha los engranajes políticos en mitad de las vacaciones, después de que Salvini cortara su alianza con el Movimiento 5 Estrellas (M5E). En medio del caos, los partidos ya han empezado a mover ficha.

La intención del líder de la Liga es que se celebren elecciones en octubre, para así aprovechar su popularidad en los sondeos, que le dan un 36-38% de los votos. Además, Salvini anunció que se verá con Silvio Berlusconi -líder de Forza Italia-, y con Giorgia Melone, de los ultraconsevadores Hermanos de Italia.

En la bancada izquierdista, empezaron a asomar divisiones dentro del Partido Democrático (PD). El ex primer ministro y ahora senador, Matteo Renzi, aseguró haber hecho «una propuesta concreta» para crear un Gobierno provisional, de unidad, que apruebe los Presupuestos de 2020. Una postura que también defendió Beppe Grillo, fundador del M5E, quien propuso un «frente republicano» para impedir que «los bárbaros» lleguen al poder.

Pero cualquier acercamiento entre el PD y el M5E se desvaneció con las declaraciones del líder de centroizquierda, Nicola Zingaretti. «No es creíble la hipótesis de un Ejecutivo provisional», dijo. Luigi di Maio también puso fin a esos rumores, asegurando que su partido «no quiere sentarse en la mesa con Renzi».