Reino Unido eleva el tono contra Irán y anuncia una "respuesta calculada pero contundente"

El Reino Unido ha elevado el tono tras la captura ayer en aguas del estrecho de Ormuz del petrolero británico Stena Impero por parte de Irán. Desde Teherán, algunos responsables admiten que se trata de una represalia por la detención en Gibraltar hace dos semanas de un petrolero iraní que navegaba hacia Siria. La guardia revolucionaria iraní ha abordado el Stena Imperio desde un helicóptero. De momento, Teherán asegura que a sus 23 tripulantes les aguarda un proceso legal. Estos permanecen a bordo del barco, conducido al puerto iraní de Bandar Abbas a la espera del desenlace de este nuevo episodio de la crisis entre Teherán y Londres, iniciada hace 2 semanas, el tiempo que lleva retenido en Gibraltar otro petrolero, en este caso iraní, por violar el embargo internacional a Siria. La captura de ayer es para el ministro británico de Exteriores totalmente inaceptable. Jeremy Hunt añade que la respuesta de su país será calculada pero contundente. Sin embargo, la crisis ha pillado a Londres en una situación de interinidad, con la primera ministra británica Theresa May a punto de decir adiós para dar paso probablemente al polémico Boris Johnson.-Redacción-