El primer ministro indigna a Farage al rechazar su oferta de pacto electoral

El líder del Partido del Brexit insiste en tender la mano a los 'tories' para conformar «una gran mayoría» y abandonar Europa sin acuerdo

R. C.LONDRES.

El primer ministro británico, Boris Johnson, «no hará» un pacto electoral con el líder del Partido del Brexit, Nigel Farage, en caso de comicios anticipados en Reino Unido, aseguró un portavoz del Gobierno. Una fuente del Partido Conservador de Johnson señaló que Farage, antiguo dirigente del eurófobo Partido por la Independencia del Reino Unido (UKIP), y el millonario Aaron Banks, que lo financia, «no son gente apropiada» y «no debería dejarse jamás que se acercaran» al Ejecutivo.

Farage formalizó su propuesta, ya lanzada el fin de semana, con la publicación ayer de anuncios en dos diarios británicos, en los que ofrecía al líder 'tory' colaborar para «asegurar una gran mayoría 'probrexit' y destruir al laborismo de (Jeremy) Corbyn». «Juntos seríamos imparables», afirma el eurodiputado.

El domingo, Farage planteó a Johnson en un artículo de prensa sellar un pacto electoral de «no agresión», por el cual su partido no presentaría candidatos en las circunscripciones donde los conservadores cuentan con aspirantes partidarios de un Brexit duro. A cambio, pide a los 'tories' que no concurran en las zonas donde nunca antes han ganado unos comicios pero cuyos votantes apoyaron al Partido del Brexit en las pasadas elecciones al Parlamento Europeo.

El rechazo del Gobierno indignó a Farage, que escribió en Twitter que los comentarios «parecen salidos de las profundidades de un búnker» y aseguró que no quiere un cargo en el Ejecutivo sino concretar lo que él entiende por un 'Brexit' limpio. Johnson quería celebrar elecciones el 15 de octubre después de decir adiós a la ajustada mayoría en el Parlamento que heredó de Theresa May.