Las mujeres en Egipto aprenden defensa personal para enfrentarse a sus acosadores

Las mujeres en Egipto están cansadas de soportar situaciones de acoso a diario. Por eso, adolescentes y jóvenes se reúnen en el Centro Cultural de El Cairo para aprender defensa personal y mejorar su condición física. Practican el SILAT, un arte marcial que tiene su origen en el SVI. Se caracteriza por sus trajes siameses y sus métodos de lucha chinos. Las reglas del juego son fáciles: los jugadores ganan un punto por golpes, dos puntos por patadas y tres por derribos. La ciudad es una de las más peligrosas para las mujeres en el mundo. No cuentan con protección contra la violencia sexual y el acceso a la sanidad que tienen es deficiente. Una nueva arma de las mujeres egipcias para dejar KO a sus agresores