La imposición de aranceles al acero y al aluminio por parte de EEUU crispa el encuentro del G-7

Comienza en Canadá la cumbre de los siete países más ricos del mundo, el G-7, y está marcada por la guerra comercial desatada por Estados Unidos al imponer aranceles a la importación de acero y aluminio. El anfitrión, Justin Trudeau, ya se ha reunido con los presidentes del Consejo y la Comisión europeos y ha recibido a la primera ministra británica Theresa May. Europa y Canadá son los más perjudicados por la política comercial estadounidense. El presidente francés ha criticado abiertamente a Donald Trump, y  ha dicho que nadie es para siempre.